Estudiantes con tradicional sombrero «vueltiao» se graduaron desplazando la toga en Tuchín

Fieles a su cultura y la tradición, demuestran que siguen vivas en las nuevas generaciones.

Esta particular y tradicional ceremonia de grado se llevó a cabo en Tuchín, un municipio conocido como la cuna del sombrero vueltiao que, por años se ha caracterizado por mantener viva su tradición y cultura.

Las nuevas generaciones que para este caso se representa en los graduados, demostraron una vez más que su legado cultural es de gran relevancia en su entorno, por eso durante la ceremonia de graduación de bachiller de los estudiantes de la Institución Educativa Álvaro Ulcué Chocué, cambiaron la toga y el birrete por el emblemático sombrero vueltiao.

Conservando la herencia autóctona,esta prenda de ascendencia indígena Zenú está elaborada con un tejido artesanal clásico que se ha convertido en símbolo de la nación colombiana, lo que es motivo de orgullo para los jóvenes que reafirman el valor de las costumbres autóctonas.

Valido destacar que desde la academia vienen con la tarea de transmitir a las nuevas generaciones conservar con sentido de pertenencia las tradiciones de la región, más cuando en el territorio han logrado una diferenciación e identidad a través de la etnia Zenú.

La Institución Educativa Álvaro Ulcué Chocué, no es la única que se destaca por transmitir el legado Zenú, pues este tipo de ceremonias que representan la cultura y tradición son comunes en otras instituciones que inculcan a sus estudiantes los valores culturales.

Es así como el legado cultural y las costumbres de Córdoba prevalecen a lo largo de la historia, mostrándose ante al mundo como un departamento diverso, con talentos hechos a manos, pues la caña flecha no solo es la base del sombrero vueltiao, sino que este material también tiene derivados, como bolsos, sandalias y otros accesorios artesanos que tienen alto valor patrimonial.

Comenta aquí: