Así opera el «Cartel de la Infancia» en Colombia

Por: Redacción Digital.
Y.A.

Tras una investigación realizada por un medio nacional, se logró identificar una parte de los presuntos miembros de una organización que utilizaría a los niños para acusar a papás y mamás de haber cometido presuntos abusos contras sus propios hijos.

La metodología de la organización surge luego de que un grupo de abogados estableciera pautas para burlar a los jueces con pruebas fabricadas, algo que sería convenientes para sus propósitos.

Esta presunta red estaría encabezada por Ana Georgina Murillo Murillo, una reconocida abogada en el mundo del derecho de familia y quien figura en decenas de casos en contra de papás y mamás de muy buena posición económica en el norte de Bogotá.

WRadio pudo establecer que la jurista tiene varias denuncias en la Fiscalía General por el delito de injuria y calumnia agravada, incluso la sala Disciplinaria del Consejo Superior de la Judicatura la sancionó en agosto del 2018 por un periodo de dos meses por faltas a su deber como abogada.

Junto a la jurista, opera la abogada Adriana María Castellanos, quien hace de suplente de Ana Georgina Murillo en varios de los procesos de familia.

De manera frecuente, estas abogadas recurrían a los dictámenes de María Paola Franceschi Suescun, quien aseguró ser psicóloga de profesión, pero el mencionado medio encontró que esta persona no contaba con tarjeta profesional según un fallo del Colegio Colombiano de Psicólogos, que en su momento se declaró inhibido para sancionarla, ya que esta mujer no cuenta con registro alguno como psicóloga.

Las abogada Murillo también acudía al abogado y médico Fernando Jiovani Arias Morales, quien se hace pasar como psicólogo experto en terapia Sistémica, con una especialización en Penal y ciencias Forenses de la Universidad Católica. Una certificación de esa universidad señala que él no figura ni como egresado, y menos matriculado para dicha Especialización. Por ello, el Tribunal de Ética Médica de Bogotá compulsó copias al Consejo Seccional de la Judicatura para que fueran investigados.

María Paola Franceschi Suescun y Fernando Jiovani Arias Morales, entre otros, expidieron dictámenes psiquiátricos para soportar las acusaciones en contra de padres y madres.

¿Cómo operaba la organización?

El modus operandi se basa, primero en interponer una medida de protección para que el papá o mamá denunciado no pueda ver a su hijo, pero si esa estrategia no funcionaba, acudían a los dictámenes de los psicólogos que van desde maltrato infantil, como abuso físico y psicológico y hasta abuso sexual.

Incluso, existen archivos de terapias psicológicas practicadas por Franceschi Suescun y Fernando Arias a los hijos de los padres acusados, donde los inducen a recrear situaciones inexistentes y en muchos de los casos.

por estos hechos, varios papas denunciaron ante la Fiscalía a las abogadas Ana Guiorgina Murillo, Adriana Castellanos y los supuestos psicólogos por haber utilizado pruebas en su contra sin soporte legal.

El medio de comunicación intentó previamente hablar con los involucrados en el caso, pero no se pronunciaron al respecto a la espera de lo que tenía para decir la justicia a la abogada Murillo y relvar su posición. La jurista sí fue sancionada en su momento pero no quiso hacer ningún cometario sobre su situación.

¿Cómo todo salió a la luz?

Son 8 demandas que surgieron en contra de la abogada Murillo, provenientes de varias contrapartes, o padres de familia producto de lo sucedido en los procesos.

Según Johana una de las demandantes, fue una siquiatra la que le abrió los ojos y se unió con otras 7 personas víctimas de este comportamiento.

“La fama suya es más grande que su sombra”, dijo la víctima y quien agregó que la abogada tiene a varias personas inocentes en la cárcel.

La abogada Georgina Murillo está acusada en la Fiscalía General de la Nación y en el Concejo Superior de la Judicatura y no asistió a las audiencias correspondientes en dicho caso que salió a la luz en el 2019.

Además Johana afirmó que conoció a una madre, que cita los procedimientos de la abogada Murillo, como la causa del suicidio de su hijo de 12 años.

Por el momento, los procesos siguen en la Fiscalía y desde entonces no se conoce nada nuevo sobre el caso.

#DIARIOLALIBERTA

¿Te gustó esta nota? ¡Síguenos en Redes Sociales!    

Comenta aquí: