Coalición de la Esperanza dio a conocer líneas programáticas para elecciones de 2022

Tras recorrido por distintas zonas

La convergencia, además anunció que a través de una consulta pública, escogerá a un candidato único para las presidenciales.

Recientemente, la Coalición de la Esperanza, de la que hacen parte en la actualidad Jorge Enrique Robledo, Sergio Fajardo, Humberto de la Calle, Juan Fernando Cristo y Juan Manuel Galán, dio a conocer oficialmente los principios éticos y programáticos de cara a las elecciones presidenciales del próximo año. Así mismo, en la jornada que se llevó a cabo en la capital del país, los líderes anunciaron que será a través de una consulta pública, como se escogerá un candidato único para las presidenciales.
“Estamos anunciado el nacimiento de una nueva fuerza política. Una fuerza comprometida con un cambio fundamental para el país. Ni el cambio ficticio ofrecido por quienes solo buscan maquillar sus fracasos ni el cambio atrincherado en el caudillismo. Venimos de distintas corrientes políticas pero hemos sabido acordar una agenda, la agenda de la esperanza. Proponemos una nueva forma de gobernar. Un gobierno colectivo e incluyente. Acompañado por una presencia poderosa y coherente en el Congreso. Por eso convocamos a todas las fuerzas políticas que quieran sumarse a esta cruzada de la esperanza. Sin extremismo, sin odio. Buscando lo mejor de cada colombiano”, explicó Humberto de la Calle.
Así mismo, en la declaración política, los miembros de la coalición señalaron que “desde antes de la pandemia padecíamos una enfermedad aún peor: la inequidad. Millones de colombianos a la deriva, en medio de la indiferencia de muchos. Cuando la insatisfacción hizo presencia inédita en las calles de Colombia, a la indiferencia se sumó una brutal represión. Condenamos ese comportamiento que es una violación masiva de los Derechos Humanos. Condenamos también la violencia ejercida contra ciudadanos y miembros de la Fuerza Pública”, precisaron.
De igual forma, y como parte de su visión, la convergencia política, detalló que la búsqueda de la igualdad tiene que tomar en consideración las realidades económicas. “Pero hay un ingrediente político: es la voluntad de poner primero a los pobres la que señalará el camino correcto. No prometemos milagros pero sí sabemos, por nuestras experiencias acumuladas, cuál es el sendero apropiado y digno”, señalaron, agregando que es necesaria una nueva política de seguridad que no sea repetir “la fórmula fallida de las últimas décadas”.
Precisaron además que tienen fe en la iniciativa privada y la libertad de empresa, pero saben que “el capital tiene una función social, que el Estado debe intervenir cuando el mercado fracasa y destinar su energía a proteger a los más débiles. Sin populismo. Sin politiquería. Sin clientelismo que esclaviza a los pobres. Hay que igualar la cancha en la que los colombianos se juegan su destino. Que las oportunidades sean las mismas”, detallaron.
Finalmente, fueron enfáticos en señalar que la educación debe ser el punto de encuentro igualitario de los colombianos. “Y la salud es un bien público. Triste espectáculo del mundo cuando los poderosos arrebatan las vacunas en un acto de egoísmo sin precedentes. Y cuando el país más poderoso reclama liberar las patentes, el nuestro decide oponerse”, concluyeron.

Comenta aquí: