Efectos a largo plazo del Covid-19 a nivel cerebral

El encuentro virtual fue realizado por la División Upjohn de pfizer.

Hacer visible lo invisible

La pandemia del Covid-19 ha puesto a vivir el desafío más difícil para la humanidad; aunque afortunadamente algunos no se han visto contagiados con el virus, para nadie es un secreto que el 100% de la población ha vivido durante los últimos tiempos con incertidumbre, miedo, dudas, agonía, y el temor de todo aquello desconocido que trae consigo la enfermedad, así como lo son los efectos a largo plazo para quienes infortunadamente han sido diagnosticados.

Es por esto que este martes 1 de junio, la División Upjohn de pfizer llevó a cabo un conversatorio virtual en el cual varios expertos en materia de psiquiatría y neurología presentaron en exclusiva datos recientes sobre Covid y sus efectos a largo plazo, con el objetivo de sensibilizar a las comunidades en general.

En este se conoció que una de cada 3 personas que atravesaron la infección por Covid-19 recibió un diagnóstico neurológico o psiquiátrico en los siguientes 6 meses. De ellos, el 17,4% evidenció trastornos de ansiedad, un 2,1% infarto cerebral, 1,4% trastorno psicótico, el 0,7% demencia y el 0.1% parkinsonismo. Entre ellos, la incidencia de eventos aumento al 38,7% en aquellos pacientes que debieron ser hospitalizados, al 46,4% en los que debieron ingresar a las unidades de terapia intensiva y al 62,3% en un subgrupo que había presentado encefalopatía durante la internación. Para el 12,8% de las personas era el primer diagnóstico de este tipo.

Roberto Amon, experto invitado.

En la charla, el doctor José Manuel Santacruz, Médico Psiquiatra general asegura que la pandemia ha sido impactante a nivel emocional para las personas, además que conlleva características agudas que la han caracterizado como un desastre que se aproximó a la humanidad en cámara lenta provocando situaciones adversas que generan estrés crónico.

“Desde el principio supimos que ante esta situación era de gran importancia cuidar nuestra salud mental, entre las recomendaciones que nos daban podíamos encontrar, el comer bien, tomar aire fresco, darle un buen acceso a las noticias; nos enfrentábamos a algo desconocido, por lo tanto esas eran las primeras recomendaciones que se debían tomar”, aseguró el experto.

Por su parte, el doctor Roberto Amon, especialista en Psiquiatría de Adultos, expresó que los pacientes que estuvieron hospitalizados o tuvieron presentaciones más graves son los que desarrollaron más cuadros de trastornos del ánimo, estrés postraumático y tuvieron más compromiso a largo plazo, mientras que los que cursaron casi asintomáticos experimentan consecuencias más leves.

Según trabajos previos, ya existía evidencia preliminar de una asociación entre Covid-19 y demencia, y los datos actuales lo confirman. Aunque la incidencia estimada fue modesta en toda la cohorte de personas contagiadas con el Coronavirus SARS-CoV-2, el 2.7% de los pacientes mayores de 65 años y el 4.7% de los que tenían encefalopatía recibieron un primer diagnóstico de demencia dentro de los 6 meses de haber tenido Covid-19.

“Cada posibilidad de producir sicosis esquizofrenia, y trastornos obsesivos compulsivos, traduce que vamos a necesitar un programa de seguimiento detallada a largo plazo para cada paciente; en el que será importante desarrollar un trabajo multidisciplinario en atención primaria, neurológica, psiquiatría, medicina interna y una serie de otras evaluaciones”, resalta el doctor Amon.

Otro de los invitados fueron el doctor Ricardo Allegri, Médico Neurólogo.

¿Te gustó esta nota? ¡Síguenos en Redes Sociales!    

Comenta aquí: