Nuevo testimonio de Carolina Galván indicaría que Sara Sofía está muerta

El relato cambiaría la investigación que conducen las autoridades, que no renuncian a encontrar con vida a la pequeña de dos años.

En lo que sería un giro en los acontecimientos relacionados con el caso de la niña Sara Sofía, en medios se divulgó un testimonio brindado por Carolina Galván, madre de la niña, a los investigadores de la Fiscalía General este 31 de marzo.

De acuerdo con el relato de Galván, Nilson Díaz, su pareja sentimental, es el responsable de la muerte de la niña, en eventos aún por determinar ocurridos el 27 de enero de 2021 y de haber lanzado el cuerpo sin vida de la niña a un caño.

En el relato de Carolina abundan detalles sobre cómo ambos fueron indiferentes con los síntomas de la niña y, posterior a su deceso, mintieron para obtener el bono alimenticio que brindaba el jardín al que la niña asistía.

Galván, quien ejercía la prostitución, habría salido a trabajar el 27 de enero, pero al no conseguir clientes, regresó a su casa y encontró a la niña durmiendo, por lo que procedió a descansar.

Pero dos horas después, el hombre la despertó: “A las seis de la tarde Nilson se para a mirar la niña, cuando él manda a los niños para la sala y me llama: ‘¡Caro, venga! Cuando yo veo a la niña botando espuma por la nariz, entonces, yo me ataqué a llorar y llorar y empezaba a mover la niña para que se despertara y ya no despertó”.

La madre de Sara Sofía informó que el hombre se encargó del cuerpo de su hija, luego de dejarla en su cama por un tiempo: “La dejamos como media hora ahí y al rato Nilson coge una cobija azul oscura. Nilson envolvió la niña toda de pies a cabeza y la metió en un costal blanco de fibra blanco y la dejó en la sala”.

Después de que el hombre dejó el cuerpo de Sara Sofía en el costal, ambos se fueron a dormir. Carolina Galván contó que los otros niños, hijos del hombre, percibieron que Sara Sofía estaba muerta, le preguntaron a su padre sobre el estado de la niña sin que éste supiera explicarles de la situación.

Todos los cuatro niños se dieron cuenta que Sarita estaba muerta. Ellos preguntaban qué le había pasado a Sara y Nilson decía que no sabía por qué había pasado eso. Yo no podía dormir y miraba cada rato para la sala a ver si la niña de pronto la escuchaba llorar y la podía sacar”.

Entre tanto, la pareja reclamó el bono alimentario correspondiente a la manutención de Sara Sofía. De acuerdo con el registro de la Fiscalía, esto ocurrió el pasado jueves 28 de enero; según se desprende de la versión de Carolina, Nilson Díaz le pidió a ella mentir en el jardín infantil donde la niña estudiaba: “Allá me preguntaron que qué pasó con la niña. Nilson antes de entrar me había dicho que dijera que la había dejado cuidando con una señora y así dije yo cuando me preguntaron por ella”.

“Ahí sí me dieron el bono y nos fuimos para la casa y el cuerpo de la niña estaba ahí, es decir, estaba desde el miércoles en la noche, que fue cuando murió. El jueves todo el día y toda la noche”.

El relato de las acciones de Díaz y García concluyó el viernes 29 de enero, cuando el hombre le contó que había lanzado el cuerpo de Sara Sofía a un caño.


“Me confiesa y me dice: ‘Yo desaparecí el cuerpo de Sarita’. (…) Cuando él me dijo eso, yo no le creí y seguimos todos para la casa y cuando entró, el cuerpo de Sarita no estaba (…) Después le pregunté a Nilson por el cuerpo de la niña. Él se hacía como el bobo, no me quería decir nada; entonces le seguí insistiendo que me dijera dónde estaba el cuerpo de Sarita y él me dijo: ‘Yo lo tiré en el caño’”.

“No me señaló el sitio exacto de dónde tiró el cuerpo de Sarita, a pesar de que yo le insistí que dónde estaba, y siempre me decía que en el río”.

El hombre habría influido para que Carolina Galván mintiera ante la familia y las autoridades. Le dijo, lacónicamente: “Invéntese que usted la regaló”.

Con este testimonio, se espera un cambio en la línea de investigación de las autoridades, que persisten en la búsqueda de la niña Sara Sofía entre Bogotá y la frontera de Colombia con Venezuela, ante rumores que asegurarían haberla visto en Bucaramanga.

¿Te gustó esta nota? ¡Síguenos en Redes Sociales!    

Comenta aquí: