The Economist afirma que Colombia solo será vacunada masivamente a finales de 2022

Las economías menos desarrolladas tendrán que esperar hasta que las farmacéuticas cumplan los acuerdos de venta ya pactados

Pese a que los planes de vacunación ya han iniciado con éxito en varios países, ahora el mundo enfrenta el reto de garantizar una producción acelerada de vacunas que sea capaz de cubrir la excesiva demanda global de estas dosis.
El acceso y la distribución de vacunas no ha sido fácil, y se ha complicado más porque los países más ricos han pactado compras millonarias por una cantidad de dosis, inclusive, mayor a la que necesitan.

Dicho exceso de compras ha puesto en aprietos a las farmacéuticas, pero sobre todo a los países menos desarrollados, que poseen recursos fiscales reducidos y no pueden competir con el músculo financiero de las grandes potencias.ARTÍCULO RELACIONADO

The Economist prevé que la mayoría de la población adulta de los países desarrollados logrará estar vacunada a mediados de 2022, mientras que en países de ingresos medios, como Colombia, dicho cronograma se extenderá hasta finales del mismo año o, incluso, a principios de 2023.

Las naciones más pobres tendrán retrasos que las dejarán rezagadas hasta el segundo semestre de 2024, según la publicación.

Cuando se revisa el mapa de vacunación global, se ve que a un mes de haber iniciado los programas de vacunación en el mundo, países como Israel reportan 31,5% de la población total vacunada; Emiratos Árabes Unidos, 24,5%, y Reino Unido, 10,1%.

Las cifras sorprenden cuando se contrastan con las de economías de la región como Argentina, que solo ha logrado vacunar a 0,6% de su población; México, que ha vacunado a 0,5%; Brasil, que ha inmunizado a 0,4%, y Colombia, donde a la fecha no hay un panorama claro sobre el inicio de la vacunación.

El coordinador nacional de estudios sobre covid-19, Carlos Álvarez, detalló que se espera que el cronograma de vacunación inicie en febrero y que después del despliegue y de revisar los resultados de eficacia, se podría determinar una fecha para finalizar la vacunación masiva. “Tendremos unas vacunas probadas con datos que muestran una eficacia muy alta en corto tiempo”, aseguró.

Sin embargo, el estudio realizado por The Economist, muestra que a pesar de la voluntad de los gobiernos para comprar las vacunas, el problema radica en la capacidad de producción de las farmacéuticas y el elevado número de acuerdos comerciales que ya existen entre las productoras y los países más ricos.

Bajo ese panorama, AstraZeneca tiene una promesa de despacho de 300.000 millones de unidades en 2021; Pfizer-BionTech, de 1.400 millones, y Moderna, 770 millones para lo que resta de este año.

Hay vacunas que aunque no han sido aprobadas por las autoridades locales, ya tienen compromisos de venta, como es el caso de Novavax, que tiene pendientes 2.100 millones de entregas y Johnson & Johnson que entregará 1.000 millones.

De acuerdo con el informe, el que varios ciudadanos piensen en saltarse el proceso de vacunación podría tener un impacto significativo en la compra y aprobación de vacunas en algunos países desarrollados. Por ejemplo, en Francia y Japón, datos de encuestas recientes, muestran que alrededor de la mitad de la población no desea recibir la vacuna. Por otro lado, en los países más pobres, como Kirguistán, no cuentan con las condiciones logísticas ni de almacenamiento para la vacuna, por lo que probablemente nunca la conseguirán.

#DIARIOLALIBERTAD

¿Te gustó esta nota? ¡Síguenos en Redes Sociales!    

Comenta aquí: