“Autanasia”

Por: Alvaro Navas P.

Quiero decirles a Beyoncé y a Sofía Vergara que no me interesa tener nada con ellas, que por favor no me hagan ninguna propuesta amorosa porque no la aceptaré. No amigo lector no piense que me volví loco, qué tal que fuera verdad toda esa fantasía, -ojalá- creen ustedes que la rechazaría? no amigos, es una analogía que quiero hacer para comparar lo que está sucediendo con el senador y candidato presidencial para el 2022, Gustavo Petro, por cuanto sin que éste lo haya solicitado ahora todos los que están en la palestra presidencial aunque sin la menor posibilidad de llegar ni a primera vuelta, andan diciendo que no harán ninguna alianza con el líder de la Colombia Humana, como lo han expresado el camaleónico Sergio Fajardo, el senador Verde Iván Marulanda y el senador Jorge Robledo al separarse del Polo Democrático presumiendo correctamente que las mayorías de los amarillos apoyarán al senador Petro en su aspiración al Solio de Bolívar.

Evidente el pánico que surge en la ultraderecha gobiernista, ante estos caóticos y desastrosos dos años de  gobierno que han generado un movimiento de descontento y protesta generalizada, por lo que surge la imagen de Gustavo Petro como alternativa única de verdadero cambio, dentro de la izquierda democrática para el 2022, frente a la incertidumbre de la banda de ultraderecha gobiernista, ya no en representación de ningún partido político, ni siquiera del mismo Centro Democrático, vuelto trizas por Duque, el mismo hombre escogido por Uribe para Presidente, y sabidos de la fragilidad de sus primeros alfiles como Alex Char y Federico Gutiérrez, han tenido que recurrir a una veintena amalgamada de precandidatos de todos las tendencias, colores, y sabores, bajo el látigo del domador y dueño del circo, que intentará sacar el mejor león para enfrentar con algún éxito a Petro, solitario gladiador en la arena política del país.

Al parecer también se rumorea una consulta entre Roy Barreras, Juan Fernando Cristo y Juan Manuel Galán para el día de las elecciones parlamentarias de 2022, en la que tal vez participarían Humberto de la Calle y Jorge Robledo también, a lo que dicen Juan Manuel Santos le daría su guiño, pero sabemos que ninguno de los cuatro tiene la más mínima opción, y terminarán como siempre en la misma jaula del mismo domador, del mismo circo.

El mismo gobierno de Duque controlado rigurosamente por Uribe, le ha hecho el favor a Gustavo Petro, de hacerle una efectiva campaña en su aspiración presidencial, desde el mismo siete de agosto de 2018, empezando por los nubarrones que hay en los votos que le dieron la victoria, el fantasma del Ñene es como un aerosol que está en la atmósfera no se ha ido, verdad Caya Daza? Y cuando está llegando al climax el escándalo del Ñene, cuando algunos periodistas revelaban impresionantes evidencias, llega mister COVID19 y le echa tierra, pero luego el presupuesto y los ríos de dinero por el decreto de emergencia que so pretexto de la pandemia a manos llenas llegaron a diferentes institutos y organismos del estado, vinieron las inconsistencias, no cuadran las cuentas, luego las masacres milagrosa y coincidencialmente disparadas cuando la corte encarcela a Uribe, y viene el cambio de agenda de Duque, cuyo orden del día tenía un solo tema y objetivo: tengo que sacar a Uribe de la “cárcel”, luego vienen las protestas, los asesinatos de jóvenes por la policía, la arrogancia del Mindefensa para no pedir perdón, la burda forma de Arturo Char en el Senado para impedir su moción de censura, y la arrogancia y cobardía a la vez de Duque para no atender a los indígenas en sus justos reclamos, para llegar a lo que somos: una peligrosa tiranía.

La ultraderecha, se está practicando una “autanasia”, con Uribe y Duque a la cabeza, le extendieron a Petro una gruesa alfombra roja desde la 26 hasta las escalinatas del palacio de Nariño, para que la camine el siete de agosto de 2022.
“Autanasia”: eutanasia sin ayuda.

@UtopiaCaribe
@alvaronavaspere.
 

¿Te gustó esta nota? ¡Síguenos en Redes Sociales!    

Comenta aquí: