Esta situación ya había sido anunciada por las autoridades de salud de la ciudad, cifras que se esperaban, luego de la reapertura de casi toda la actividad económica desde el primero de septiembre, además de varios casos de indisciplina de algunos caleños.

Miyerlandi Torres, secretaria de Salud de Cali, manifestó que la capital del Valle pasó de reportar 300 a 500 casos positivos para COVID-19 diarios.

“Hemos aumentado el número de casos positivos, hemos pasado de un promedio de 300- 400 a estar hoy en un promedio de 500 casos reportados en la ciudad. Esto, obviamente, se debe a las flexibilizaciones al contacto social que hemos tenidos después de las medidas el primero de septiembre”, resaltó la funcionaria.

Es por esto que se hizo un llamado para continuar con las medidas estrictas de bioseguridad en los establecimientos, empresas y familias, ya que se podría presentar un rebrote de casos.

#DIARIOLALIBERTAD

Comenta aquí: