La persistencia de los grupos al margen de la ley de atentar contra la  tranquilidad ciudadana está logrando unir a los barranquilleros para combatirlos, no solamente con el accionar directo de la Fuerza Pública representada en la Policía Metropolitana, sino también a través de la información oportuna, que con el paso del tiempo se está  convirtiendo en un arma cada vez más poderosa en nuestra ciudad, suponemos que este es un aspecto que con toda seguridad será tenido muy en cuenta por el alcalde Jaime Pumarejo para consolidar el éxito de uno de los principales proyectos que se comprometió  cumplir durante su administración que se inició el pasado 1º de enero.

Si bien es cierto que en Barranquilla la delincuencia sigue haciendo de las suyas en diversos sectores de su perímetro urbano, últimamente acentuada en los barrios periféricos, no hay que amilanarse ni dejar de apelar a la presión cada vez que así lo exigen las circunstancias, respecto a las conocidas pandillas juveniles que han venido proliferando en Barranquilla.

De ahí la importancia que la comunidad se organice para protegerse de todos aquellos que la amenazan, organización que por supuesto debe ser coordinada por las autoridades competentes, para que no se presenten situaciones como los enfrentamientos entre los mismos habitantes.

Se sabe perfectamente que es demasiado lo que está por hacerse en esta materia en  Barranquilla, de ahí la importancia del Primer Encuentro de Seguridad Urbana que desde hoy estamos proponiendo en LA LIBERTAD  para que se realice en Barranquilla, en la mayor brevedad posible,  con la presencia de las fuerzas vivas de nuestra ciudad y lógicamente con la asistencia de las autoridades competentes. 

La experiencia que se vive en Barranquilla como ciudad víctima de la violencia en sus calles será un tema ampliamente analizado en ese evento próximo a realizarse y aunque no sea exactamente este el estrado ideal deseado por los barranquilleros en general, sí será un buen ejemplo para tener en cuenta dentro del ejercicio que se puede adelantar con el propósito de desarrollar una intensa actividad, tendiente a erradicar de una vez por todas ese grave mal que aqueja a nuestra urbe desde mucho tiempo atrás.

Si bien un evento de esta naturaleza  no va a ofrecer la totalidad de las herramientas para poner punto final a una situación como la existente en nuestra ciudad, que todavía está lejos de ser controlada plenamente, pero con toda seguridad sí será un paso significativo en la dirección correcta.

Ideal para exponer casos concretos relacionados con las bandas delincuenciales que se desplazan por todos los rincones de Barranquilla; igualmente para abordar la temática de la resocialización, así como la generación de ideas y espacios para que quienes delinquen retomen el camino correcto.

Este, señor alcalde de Barranquilla y de los  municipios que conforman el área Metropolitana, lo consideramos como un aspecto que sin duda se constituirá en un excelente programa de gobierno que la gente de bien les agradecerá.

En muchos barrios de Barranquilla, persisten desde hace ya muchos años estos enfrentamientos, sin que se haya realizado una intervención real, no sólo para controlarlas en materia de orden público, sino para deshacer esas redes y reincorporar a la civilidad a quienes pertenecen a dichas bandas conformadas especialmente por jóvenes.

Por eso desde hace varios años en LA LIBERTAD venimos  llamando la atención respecto al temor que existe que lo que ocurre en muchos barrios de Barranquilla a los que llaman subnormales, termine convirtiéndose en un problema de marca mayor.

#DIARIOLALIBERTAD

Comenta aquí: