Con bombos y platillos el alcalde Jaime Pumarejo y el presidente del Concejo de la ciudad, Juan Camilo Cifuentes anunciaron que Barranquilla será la capital de los animales de Colombia.

Pero parece que estos dos máximos dirigentes del poder parroquiano han olvidado que no han descubierto el agua tibia, porque con todo lo que ocurre en Barranquilla, es dable pensar que en verdad, sí podemos ser la ‘capital animal de Colombia’, porque parece que todo pasara a espaldas del poder.

Verbi gracia, actos de corrupción a la lata, manejos indecorosos de los dineros públicos, ex personeros ejerciendo poderes virtuales y apoderándose de contratos de manera non sancta; un contralor que abandonó su ética profesional y se embarcó en los oscuros vericuetos de la avaricia que otorga un poder mal manejado.

Y si esto ocurre con los entes encargados de mantener a raya los desafueros de funcionarios que pierden su norte por la avidez del ”metálico”, entonces hasta la sal se corrompe y ahora sí, ”apaga y vámonos”, decían los abuelos.

La verdadera marmaja se cocina tras bambalinas y esto es apenas una pequeña muestra de lo que en realidad se conoce, por lo que toca agudizar los sentidos para que al menor movimiento no salte la liebre, que es lo que frecuentemente pasa en nuestras grandes ciudades.

Porque hay que ser claro, esto no es un asunto exclusivo de los barranquilleros, es un mal que carcome los verdaderos cimientos de un país que no termina de reponerse de las pandemias que le aquejan.

Y dice el concejal Cifuentes que los sueños cada vez se acercan más, y en compañía del alcalde Pumarejo visitó el sitio donde prontamente se construirá el centro de Bienestar Animal. Buena por los verdaderos animalitos, porque ahora sí tendrán quienes los defiendan, pero además, quienes los cuiden y protejan.

”Nuestros corazones se abren cada día más, los animales tienen dolientes y Barranquilla va a ser la capital de los animales de Colombia y el centro de Bienestar Animal es una realidad”, aseguró el cabildante.

A su turno el alcalde Jaime Pumarejo recordó que ya lo había dicho en campaña y como lo habían prometido tantas veces, ahora será una realidad que estaba por construir. ”Está la disposición y la causa de los animalistas en Barranquilla que es la misma de Juan Camilo y por consiguiente es mi causa también; porque lo siento y porque tenemos que respetar nuestros animales’, explicó el burgomaestre.

HL

#DIARIOLALIBERTAD

Comenta aquí: