Mientras que el Gobierno indica el asesinato de 37 líderes sociales en todo el país en lo corrido del 2020, las organizaciones del Cauca manifiestan que son 51 los acribillados por ejercer alguna labor de liderazgo o defensa de Derechos Humanos en esta región.
‘’Si a eso le sumamos el año anterior llevamos (entre 2019 y 2020) 67 líderes asesinados y vamos 22 masacres’’, indicó el líder de Derechos Humanos Red por la Vida, Wilder Meneses.
Junto a los asesinatos selectivos también han retornando prácticas como el descuartizamiento de personas o desaparecerlas arrojando sus cuerpos a caudalosos ríos.
‘’Hay unos actores que están asociados al neoparamilitarismo, a las disidencias, hay varios actores que están en el territorio, pero no tengo la certeza de quién es el responsable de estos hechos’’, aseguró Meneses.
En regiones como San Juan del Micay obligan a las comunidades a retirarse de los Consejos Comunitarios porque estos impulsan la sustitución voluntaria de cultivos de uso ilícito.
‘’Los líderes sociales denuncian lo que ocurre en el Territorio, esas denuncias a los actores armados y a los que controlan el territorios no les gustan, por eso los líderes son asesinados’’, agregó el líder de Derechos Humanos Red por la Vida.
Algunos líderes sociales han tenido que abandonar sus territorios y desplazarse a alejadas zonas por amenazas de grupos armados que los han declarado objetivo militar, otros fueron rescatados vía aérea por la Fuerza Pública.
Ref. N.UNO
#DIARIOLALIBERTAD
dawad

Comenta aquí: