Honda nostalgia entre la comunidad Guajira ha causado la partida terrenal de una persona integra, respetuosa que entregó de si mismo lo que estuvo a su alcance por el desarrollo de su tierra.
Tras complicaciones de tipo renal que aquejaban su salud, emprendió el viaje más alto que ser humano pueda alcanzar, asomando el sol la mañana de hoy en Bogotá el distinguido abogado penalista Manuel Palacio Tiller nos dijo adiós.
Tiller pese a la distancia en la fría capital, pensaba todos los días en su preciada tierra, a la cual continuaba dedicándoles innumerables escritos y memorando para la posteridad, historias y la verdadera génesis de Maicao y sus fundadores ancestrales.
Biografía:
Nacido en Maicao en el año 1941, hijo de José Arístides (Rosario) Tiller Pushaina y Joaquina Víncula Palacio Fince, del clan Aapûshaina. El mayor de seis hermanos y padre de cinco hijos.
Los primeros años de estudios los hizo en la Escuela Pública de Varones con los reconocidos maestros Don Camilo Pimienta y Juana Rosa Benjumea, pasó al Instituto Santander del Profesor Antonio Gutiérrez Estrada y luego al Instituto Simón Bolívar del profesor samario Manuel Barrera Castillo y su hermana Alda Calvo Castillo. Los estudios primarios fueron continuados en el colegio La Divina Pastora de Riohacha bajo la dirección del padre capuchino Tarsicio de Ripacorbaria y la tutoría del gran profesor Don Luis Alejandro López.
Los estudios secundarios los inició y terminó en el afamado colegio FERNÁNDEZ BAENA de Cartagena. En dicha ciudad también hizo sus estudios de Abogacía en la Facultad de Derecho y Ciencias Política de la Universidad de Cartagena. Sus estudios Superiores de la Procuraduría General de la Nación, Derecho Penal y Disciplinario, Administración Pública y Finanzas Municipales. Tiene varios estudios en modalidad de Cursos Lideres, en Régimen Electoral y en Derecho Consuetudinario Wayüu y Derecho de Familia.
Fue Juez Penal Municipal, Magistrado Auxiliar (Conjuez) del Tribunal Superior de Riohacha, Concejal en dos oportunidades del Municipio de Maicao, Diputado a la Asamblea Departamental de la Guajira periodo (1968-1970), Gerente del Instituto de Desarrollo de la Guajira, Gerente de la Lotería de la Guajira, Personero del municipio de Maicao, periodo (1998-20019). Es en la actualidad profesional Litigante y Gestor Cultura. Miembro de la Sociedad Jurídica de Cartagena. Miembro de la Sociedad Panamericana de Abogados de Washington EE.UU., Miembro Consiliario de la Academia de la Historia de Maicao y es Director del Centro de Estudios e Investigaciones Interculturales de la Guajira, institución creada por él mismo y otros miembros familiares como organización no gubernamental.
Ejerce también el Periodismo de Prensa, Radio y Televisión. Es historiador. Ensayista y conferencista en Universidades de la Costa y Venezuela, ganador del Premio Nacional con el ensayo Vida del General José Prudencio Padilla en 1986.
Autor del libro Compendio Histórico de Maicao, Poblamiento y Desarrollo; tiene un proceso de edición el libro Aspecto Monográfico de Maicao, Generalidades de los Indígenas Guajiros Wayüu, CRÓNICAS, al paso de los Sucesos, KAITTÙIN Polvareda, LÁMINAS Y TEXTOS, Y EL MURAL.
Fue cofundador de la Organización Indígena YANAMA, la de Venezuela y Colombia, de la liga Campesina de la Guajira y la Unión de trabadores de la misma.
Fue merecedor de reconocimiento como “Mejor Trabajo Periodísticos” en columna libre, por la universidad del Zulia y el periódico El Panorama de la ciudad de Maracaibo, Venezuela, con la crónica EL GRAN DESASTRE alusivo al 12 de Octubre del año 1492, fecha de llegada de los españoles. Otros ensayos están en proceso de terminación como: Por los Caminos de Henri Cuadrilátero de vivencias maicaeras.
La trayectoria cultural del Doctor Manuel Palacio Tiller, es bastante conocida, académico, disertante, periodista, abogado distinguido. Doctor en Ciencias Políticas, escritor ameno e historiador por naturaleza, ha paseado en la Costa Caribe Colombiana así como en el interior y en el exterior, sus inquietudes, aportando a sus lectores una ductilidad sensible emanada de su profunda observación reflexiva.
Exigente de sus propios esfuerzos, logró producir sus libros como escritor probo, serio y prudente. Estudioso e investigador permanente, que abordó con toda responsabilidad distintos géneros literarios como son: Ensayos, historias, crónicas periodistas, narraciones, etc.
A nivel nacional fue reconocido como gran periodista, escritor y académico universitario.
Vuela alto, muy alto mi estimado Manuel Palacio hasta la gloria de Dios.
Gracias por dar todo a tu región.
Q.E.P.D.
#DIARIOLALIBERTAD
dawad

Comenta aquí: