A las ocho de la noche de este lunes festivo varias detonaciones de arma de fuego sacaron a la gente a la calle en el barrio Rebolo, exactamente en la 17 con carrera 30. Todos querían saber qué había ocurrido.

Dos primos fueron atacados a tiros por un hombre que luego huyó por la calle 17.
Los disparos alertaron a decenas de curiosos que corrieron hacia la carrera 30 para observar la escena.
El joven, a quien se le conoce solo como Juan David fue auxiliado y trasladado al Hospital Barranquilla. Su acompañante huyó despavorido del sitio y se cree que resultó ileso.
Nuevamente la gente salió a las calles violando todos los protocolos de seguridad. Cero tapabocas y nada de distanciamiento. Para ellos era más importante ver al herido.
HL
#DIARIOLALIBERTAD

Comenta aquí: