En la ciudad de Cartagena siguen aumentando las denuncias por la demora en el retiro de cadáveres de las personas fallecidas a causa del Covid-19.

Las alertas llegaron al Concejo de Cartagena, que citó a la directora del Departamento Administrativo Distrital de Salud (Dadis) y a varias EPS en busca de medidas urgentes.

De momento, según cifras entregadas por el Ministerio de Salud, en la ciudad han muerto 144 personas por cuenta de la pandemia y hay 3.136 casos de Covid-19.

Uno de esos fallecidos fue Miguel Ángel Yepes, de 68 años, quien murió en su apartamento del barrio Zaragocilla.

El caso de Yepes y el de otra mujer en San José de los Campanos son solo la punta del iceberg de una emergencia sanitaria que se está generando que se vive en varios barrios de la ciudad.

“Es una de las preocupaciones de los últimos días, y por ello, de manera urgente, se convocó desde la Superintendencia a una reunión con todas las EPS que tienen incidencia en nuestro territorio. Como resultado se estableció un plan de choque para responder en el menor tiempo posible a todas las dificultades que están llevando a la acumulación de cadáveres en clínicas y hogares”, precisó Johana Bueno, directora (e) del Dadis.

“Para los procesos de manejo y destinación final de cadáveres, vamos a definir un contrato por 500 millones de pesos para resolver este inconveniente de una manera más oportuna y evitar así la acumulación de cadáveres en morgues, cementerios y hogares de la ciudad por la pandemia”, explicó Bueno, quien además anunció una vigilancia a los casos de fallecidos indicando que se van a priorizar los exámenes de las personas fallecidas.

JR

#DIARIOLALIBERTAD

Comentarios