Como una forma de sobrevivir ante la difícil situación propiciada por la pandemia del coronavirus, mujeres venezolanas ofrecen servicios sexuales en las calles de Cúcuta, y así poder pagar la pieza y alimentar a sus hijos.

«Siguen saliendo las chicas y algunas usan sus tapabocas; no se dejan tocar tanto. Y apenas salen del acto sexual, se bañan y buscan alcohol o antibacterial. Pero siempre va a haber contacto de saliva hacia el cliente, así no sea por un beso, sino al momento de prestar otro tipo de servicio», manifestó Katherine Crespo, líder de las mujeres que ejercen la prostitución en Cúcuta.

Crespo señaló que, ademas, se vieron en la obligación de bajar la tarifa. «Antes se cobraba hasta $30.000 y ahora se pide sólo $15.000… Pues, el tiempo del servicio sexual es de al menos 20 minutos y cuando se termina inmediatamente las chicas se van», explicó.

Agregó que una de las cosas más importantes para ellas es reguardar a sus hijos. «Como el 80% de las mujeres tienen a sus hijos acá, deben juntar más o menos $25.000 que vale la habitación para dormir. Sino consiguen el dinero, las sacan y deben dormir en la calle«, dice.

Incluso, destacó, que la situación es «tan dura que a veces comen una sola vez al día porque el dinero no les alcanza».

HL

#DIARIOLALIBERTAD

Comentarios