Este martes en horas de la tarde, los soledeños se olvidaron del miedo, el riesgo, el distanciamiento y hasta del Covid-19, desafiando la pandemia e incumpliendo con el aislamiento preventivo obligatorio.

En medio del torrencial aguacero, los habitantes del municipio de Soledad salieron a las calles a jugar fútbol, a pie descalzo y sin ningún tipo de protección.

Cabe mencionar que desde que inició la pandemia, por cuenta del coronavirus, Soledad ha registrado hasta el momento más de 600 contagios, cifra que pareciera no alarmara a parte de los ciudadanos, que siguen sin tomar conciencia del peligro de la enfermedad.

#DIARIOLALIBERTAD

Y.A.

Comentarios