Expresidente del Gobierno español, Felipe González, desde Barranquilla cuestionó política y medios de comunicación

El expresidente del Gobierno español hizo hoy el «saque de honor» de la Cátedra Europa, uno de los eventos académicos más prestigiosos del país que sesionará a finales del mes en Uninorte. Allí, ante unos mil estudiantes, profesores y líderes del Caribe, hizo una defensa férrea de la democracia ante el peligro del autoritarismo y el populismo. Llamó a los jóvenes latinoamericanos a concretar una mayor integración comercial, migratoria y cultural siguiendo los aciertos, pero aprendiendo de los errores de la Unión Europea. Aunque reconoció la crisis de ese bloque y los enormes desafíos del viejo continente, destacó los logros de ese sistema en prosperidad, paz y bienestar para sus ciudadanos. Durante su conferencia y una comparecencia ante los medios, hizo reflexiones como estas:
Sobre el régimen cubano:
«Cuba es la continuación de una experiencia que es más vieja que los viejos dirigentes cubanos. Cuba no es una democracia que se haya caído. Es una dictadura que sustituyó a otra dictadura de signo contrario. Conviene no olvidar esto».
Sobre la regresión de la democracia en Nicaragua:
«Hay varios tipos de autoritarismo: Hay dictadura, totalitarismos, tiranías y democracias más o menos imperfectas. Lamento tener que decir que -el que fuera mi amigo-, Daniel Ortega, hoy es Somoza para los nicaragüenses».
Sobre Venezuela y su crisis humanitaria:
«Nunca pude imaginar que en Caracas iba a haber más muertes violentas al año que en Damasco en plena guerra siria. Nunca».
Sobre la crisis económica venezolana:
«Ahora han seguido el consejo de los chinos y están dolarizando la economía, sin reglas. Repito, de los chinos, no de los rusos, que de eso entienden relativamente poco».
Sobre los ajustes necesarios en la economía mundial:
«Yo, que soy partidario y defensor – y grandes críticas que me ha costado eso- de la economía de mercado advierto, una vez más, que el ser humano no es una mercancía».
Sobre políticos y periodistas:
«La crisis de los partidos políticos sólo es comparable a la crisis de los medios de comunicación. La pérdida de credibilidad de los partidos es la pérdida de credibilidad del cuarto poder».
González evitó hablar del acuerdo de paz de Colombia porque considera que su papel como observador del proceso está «en stand-by”. Antes de irse de la Universidad del Norte y de Barranquilla -ciudad a la que no venía hace cuatro décadas, desde que Gabo lo invitó a compartir copas e historias- el líder socialdemócrata llamó la atención sobre la necesidad de una economía más sostenible. Luego agarró su maleta, la mochila arahuaca que le obsequiaron y se fue con destino a Santo Domingo.
A finales de mes, España será país invitado de honor en la Cátedra Europa. Las marcas y talentos del Grupo Prisa estarán presentes en Barranquilla.
#DIARIOLALIBERTAD

¿Te gustó esta nota? ¡Síguenos en Redes Sociales!    

Comenta aquí: