A 5% aumentaron los empresarios su propuesta para el reajuste del mínimo

84

*Las centrales obreras se mantienen en su propuesta del 8.1% que redondearía la cifra al millón de pesos.

Sin acuerdo finalizó la reunión de la mesa de concertación de políticas laborales y salariales a pesar que los empresarios a aumentaron de 4,5% a 5% su propuesta de reajuste del mínimo.

La Ministra de Trabajo, Alicia Arango, precisó que los empresarios están dispuestos a concertar y por eso su nueva propuesta con la cual el salario mínimo del próximo año subiría a $971 mil con el subsidio de transporte, un aumento de $46.257.

Si bien los trabajadores dicen que sus puntos son inamovibles la funcionaria considera que en una mesa de concertación los inamovibles no pueden existir porque la idea es llegar a un acuerdo.

“Si no considerara que se puede llegar un acuerdo no hubiera citado la mesa para el jueves próximo. Nosotros tenemos hasta el 30 de diciembre para llegar a un acuerdo”, expresó la ministra Arango.

Las centrales obreras se mantienen en su propuesta del 8.1% que redondearía la cifra al millón de pesos, pues insisten en que hay que incrementar los salarios para incentivar el consumo de los hogares y dinamizar la demanda de la economía. Además, consideran que un aumento justo fomenta la equidad.
El presidente del Consejo Gremial, Jorge Humberto Botero, se expresó decepcionado, teniendo en cuenta que habían llegado a la mesa a concertar.

“Las centrales obreras nos habían dicho que no había inamovibles y hoy nos dieron un portazo en la cara. No obstante, los generadores de empleo subimos a una propuesta de 4.5% al 5%, pero ellos dijeron que no sé movían”, mencionó Botero.
Según el ejecutivo las centrales obreras están tratando de imponer en esta mesa lo que están pidiendo en la mesa del paro.
Manifestó Botero que “Nosotros aquí ya hicimos un aumento y estamos en el mejor ánimo de concertar, pero ahora hay que esperar a que presenten las salvedades y el jueves nos volveremos a ver porque de lo contrario será el gobierno que de designe mediante decreto”.

El presidente de Fenalco, Jaime Alberto Cabal, manifestó que los empresarios tienen la responsabilidad de un salario que le dé mayor poder adquisitivo a los trabajadores, pero también de preocuparse por la generación de empleo. “Incrementamos nuestra cifra, pero lamentablemente ellos están dispuestos a ni bajar. La mesa de concertación es para llegar a acuerdos”, anotó.

Posición seria

Julio Roberto Gómez.

Julio Roberto Gómez, presidente de la Confederación General del Trabajo, GCT, aseguró que las centrales obreras y la Confederación de Pensionados ratifican su solicitud de un salario mínimo de $1 millón, sumado el salario y el subsidio de transporte como lo plantearon desde la primera reunión.
Gómez precisó que es una posición sería, de cara al país, con los pies puestos sobre la tierra en la perspectiva precisamente de propiciar ese acuerdo que tanto lo necesita Colombia.

“Hemos argumentado que la situación en que se debate la inmensa mayoría de la población de quienes devengan el salario mínimo legal y de quienes devengan inclusive por debajo del salario mínimo legal, que según el Banco de la República son aproximadamente 7 millones 8 mil trabajadores, la situación no puede ser más precaria. Nosotros hemos hecho un llamado a la reflexión, a que se tenga en cuenta que es necesario ir elevando la calidad de vida de la clase trabajadora, que el salario mínimo ojalá se vaya aproximando más al deber ser de un salario mínimo de carácter vital”, comentó el dirigente gremial.

Agregó que han insistido igualmente que aquellos bienes y servicios como los combustibles y los servicios públicos, que son del resorte del gobierno regularlos y poderlos controlar, igualmente sean tenidos en cuenta.

Así mismo las centrales obreras “hemos insistido, como lo hiciéramos particularmente en el año 2013, que los pensionados no paguen el 12% de salud sino el 4% porque esto es definitivamente un acto de justicia para con quienes se pensionan y definitivamente las mesadas pensionales no son iguales a las que tenían como salario durante su vida laboral”, anotó el presidente de la GCT.

Comentó que la que la diferencia es de $30.000 y que “No hay una sola empresa, no hay un solo empresario, no hay un solo empleador que vaya quebrar porque en esta diferencia le pague $30.000 más a quien devenga el salario mínimo legal considerando su situación económica”.
Por su parte Diogenes Orjuela, presidente de la central Unitaria de Trabajadores, CUT, comentó que el millón de pesos ha sido muy bien recibido por todo el país. Sostiene que “Nosotros no nos movemos de ahí porque planteamos lo del millón como una suma justa y no nos vamos a poner a regatear, porque en las condiciones que hoy estamos de debate nacional no es decente si quiera ponernos en un forcejeo de pesos y de centavos”.

Fabio Arias, Fiscal Nacional de la CUT, aseguró que la que la norma establece que se deben hacer las salvedades con respecto a las solicitudes que hayan hecho trabajadores y empresarios.

“Nosotros haremos una única salvedad en conjunto con toda la bancada sindical que muestre una y otra vez que nuestra propuesta es sensata, que no se reduce solamente al incremento del salario mínimo sino que obedece a factores que lo afectan porque podemos tener un buen incremento del salario mínimo pero después en enero viene la cascada de alzas y con eso se comen el poco incremento que hayamos tenido, por eso vamos a insistir en esos otros términos del congelamiento de esos servicios públicos y que se le cumpla a los pensionados”, aseveró.

El próximo jueves serán discutidas las salvedades y ahí se verá si se puede llegar a una negociación o no.

#DIARIOLALIBERTAD

Comentarios