Familias bolivianas rechazan indemnización de la presidenta interina Jeanine Áñez

Manifestación en La Paz en Bolivia, el pasado 15 de noviembre. Foto: AP

En el marco del acercamiento de las nuevas elecciones presidenciales de Bolivia, al inicio de un nuevo ciclo político, las familias afectadas por la crisis política se resisten a cerrar sus heridas.

La presidenta interina Jeanine Áñez aprobó un decreto para indemnizar a 29 familias con una suma que gira al rededor de 7,000 dólares (lo que traduce a unos $23,968,000  pesos colombianos), para subsanar los daños causados por la violencia que vivió el país después de la renuncia del expresidente Evo Morales el pasado 10 de noviembre.

Las víctimas han rechazado este beneficio porque de ser aceptado, les impedía demandar al Ejecutivo de Áñez ante los tribunales internacionales, además entre sus deseos está el obtener una pensión vitalicia incluso para quienes resultaron heridos por las fuerzas militares.

Por su parte, el Gobierno insiste en compensar a las familias una única vez ya que no acepta que los 29 muertos y las decenas de heridos de bala registrados en la época hayan sido por causa de los efectivos de las Fuerzas Armadas Bolivianas.

#DIARIOLALIBERTAD

 

Comentarios