En un conversatorio denominado ¿Reparar o parar?, se realizó la presentación de la alianza contra la violencia hacia niñas, niños y adolescentes a cargo Juliana Pungiluppi Leyva, Directora del Instituto colombiano de Bienestar Familiar -Icbf- en las instalaciones de la Universidad del Norte.
En el marco del evento, la Directora General del -Icbf- indicó que, el Atlántico, es el tercer departamento del país donde se han abierto más procesos de restablecimiento de derechos de violencia sexual en un orden de 777 reportados y a nivel nacional 10.528. Por otra parte, Bogotá presenta el mayor número de violaciones en niños con 2.968, seguido del Valle del Cauca con una cifra de 953 escenas delitivas, en síntesis, estas cifras arrojan un promedio de 39 casos por violencia sexual.
Asimismo, la funcionaria hizo un llamado a la corresponsabilidad para que no se repitan más casos y que a través de esta alianza se sumen más aliados como la Universidad del Norte, para la ayuda desde sus programas académicos y entidades privadas en estrategia de responsabilidad empresarial.
“El programa Pisotón es un ejemplo para el país en recuperación psicosocial de los niños que han sido vulnerados, además de las familias en general. A través de esta estrategia se ha desarrollado la capacitación de 500 madres comunitarias en bordar a los niños abusados y detectar casos de violencia; y en cuanto a los padres también se trabaja en una actividad para el trauma de los niños agredidos”, subrayó Pungiluppi.
Durante la jornada también participaron autoridades garantes como la Ministra de Justicia, Margarita Cabello; Mario Gómez, Fiscal Delegado de Infancia y Adolescencia; Ana Rita Russo, Directora del programa Pisotón de la Uníversidad del Norte.
Ola de vulneación
Por otra parte, Mario Gómez, Fiscal Delegado de Infancia y Adolescencia, señaló, el 70% de los delitos ocurren en las casas de los colombianos, por ende los padres deben tener un diálogo fructífero en donde los menores puedan exponer las amenazas y sus temores para que entiendan nociones básicas.
Como por ejemplo, sus partes íntimas son sólo de ellos y entiendan que nadie puede tocarlos ni hacer con ellos juegos, caricias o evento que puedan de una otra manera vulnerarlos desde el punto de vista criminal.“Su intimidad es un patrimonio sagrado”, dijo
“En los últimos cinco años las conductas de abuso sexual delictivas cometidas contra niños, niñas sobrepasan los 150 mil casos, resultan cifras contundentes.Se está viviendo una ola de mayor número de investigaciones de condenas y hechos delictivos de esta naturaleza”, ratificó el Fiscal de Infancia.
En ese orden de ideas, cerca de 22 mil casos han derivado en condena penal, de esos siguen en investigación, algunos se archivan como consecuencia de la dificultad que tiene el ente investigativo.
En otras palabras, la Ministra de Justicia, Margarita Cabello, manifestó,“estamos trabando fuerte en la elaboración de herramienta de programas y de comunicación de todos los gestores de la ciudad para lograr disminuir las cifras tan alarmantes y preocupantes”, sostuvo la alta funcionaria de justicia.

Comenta aquí: