APP del Río es por 15 años y demanda inversiones por más de $1,3 billones

204

Ya está abierto el proceso de precalificación de la concesión de la alianza público privada para la navegabilidad del río Magdalena. En el Secop están colgados los requisitos habilitantes de participación para dicha licitación.

“Esto incluye los requisitos, técnicos, legales financieros y de experiencias en inversiones que deben cumplir las empresas interesadas”, manifestó el presidente de la Agencia Nacional de Infraestructura, ANI, Louis Kleyn.

Los interesados tendrán acceso al cuarto de datos en donde encontrarán toda la información del proyecto.

Entre los requisitos financieros exigidos a las empresas o consorcios que deseen participar se encuentran: contar con un patrimonio neto mínimo de $293.690 millones, un cupo de crédito en firme de $146.845 millones y acreditar una concesión de un proyecto de infraestructura cuyo valor de financiación haya sido de por lo menos $176.214 millones.
Para dar a conocer esa etapa de prepliegos, la Ministra de Transporte, Ángela María Orozco, lideró ayer la apertura del Diálogo Competitivo sobre el proyecto, etapa que va hasta el 24 de enero. “Es una etapa donde se pone a disposición públicamente de todos los interesados tanto la estructuración técnica que se ha venido trabajando con la Universidad del Norte como todo el monitoreo socio-ambiental, como de las condiciones legales y financieras que tendrían que tener los concesionarios interesados para participar en la adjudicación de esta APP”, expresó la Ministra.

Agregó que por norma deben ser dos precalificados, máximo 10 y al finalizar esta etapa quedarán los calificados.

Precisó la funcionaria que en esta primera etapa se recogen todos los comentarios y críticas porque la idea es incorporar lo que sea pertinente para mejorar la estructuración. Dijo también que en este período de Diálogo Competitivo se hacen por lo menos dos ruedas de negocios organizadas por al ANI y Cormagdalena.

Se prevé que el proyecto quede adjudicado en agosto del año 2020.

Los compromisos

La jefe de la cartera del Transporte, hizo énfasis en que este proyecto es fundamental para recuperar el multimodalismo en Colombia y que quieren quieran ganarse el contrato, deben comprometerse a garantizar la navegabilidad entre Barrancabermeja y Bocas de Cenizas, mediante la implementación de obras de encauzamiento, trabajos de dragado, monitoreo y señalización del canal navegable en un plazo de 15 años en sus etapas de preconstrucción (año y medio), construcción (5 años), operación y mantenimiento (8 años y medio).

El director de Cormagdalena, Pedro Pablo Jurado, manifestó que en esta APP genera transparencia y participación directa del sector privado. Hizo énfasis en que es un proyecto que compromete obras para el canal de acceso a puerto de Barranquilla por $95 mil millones para la recuperación de los Tajamares y del Dique Direccional.

“Hoy Barranquilla va a tener verdadera garantía de su sostenibilidad portuaria no sólo mediante presupuesto en dragados sino mediante presupuestos que fortalecen las obras que hacen posible el canal navegable”, manifestó Jurado.

La APP demanda inversiones superiores a los $1,3 billones y según el director de Cormagdalena ha estado abierta a la banca multilateral frente a la cual ha habido pronunciamientos positivos de confianza de País.

Anotó que en este nuevo proyecto se focaliza la inversión y se reducen los ríesgos, lo que hace el negocio más atractivo.

Beneficios

Para la ministra de Transporte, Ángela María Orozco, con este proyecto no sólo se busca aumentar el volumen de carga que se moviliza por el río y la activación de los puntos de comercio e intercambio a lo largo de la red fluvial en el concepto de intermodalismo competitivo, sino que propende por beneficiar a las comunidades ribereñas con la disminución de los impactos ambientales que garantizan la sostenibilidad del principal afluente del país y la generación de 3.800 empleos directos e indirectos.
El proyecto, además, busca la estabilización de las orillas, reducción de la fragmentación de ecosistemas y una mejor calidad de vida de las comunidades ribereñas por las facilidadesn que el río ofrece para el acceso a servicios básicos como transporte, educación y salud, además de la oportunidad de trabajar de lado de las comunidades pesqueras y la conservación del recurso ictiológico.
El director de Asuntos Portuarios del Distrito, José Curvelo, destacó que con esta nueva APP se acaban los problemas en el puerto de Barranquilla, se acabaron las urgencias manifiestas, dado que se garantizan las obras rígidas necesarias pero también el dragado.

Lucas Ariza, director de Asoportuaria, manifestó que la APP aportará confiabilidad a las operaciones de comercio exterior a lo largo de todo el río. Destacó el que el puerto local cuanta ahora con una draga permanente y que ésta estará hasta que arranque la APP del río, de manera que se garantizan las profundidades requeridas para mover la carga.

“Me uno a las voces de reconocimiento de la labor de la Ministra para sacar adelante esta licitación. La obra apunta a las necesidades del sector”, expresó Ariza.

René Puche, presidente del Puerto de Barranquilla, dijo que esperan que se haga una verdadera actualización del canal de acceso y que se continúe con este buen comportamiento que tiene el canal desde que la draga está acá. “Cuando las condiciones de navegación se dan la carga responde y eso es un buen síntoma”, expresó Puche.

El ejecutivo dijo que por las buenas condiciones del canal están moviendo cerca de 120 mil toneladas más.

Andrés Londoño, presidente de Fedenavi, dijo que esta APP tiene el foco en la integración del multimodalismo y eso le da al país una visión de mayor competitividad permitiendo una confiabilidad logística importante.

Unidades funcionales

En la APP se definieron dos unidades funcionales para garantizar la navegabilidad del río entre Barrancabermeja, en el departamento de Santander, y la desembocadura al Oceano Atlántico en el sector de Bocas de Ceniza en Barranquilla. La primera, entre el canal de acceso al puerto de Barranquilla y el Puerto de La Gloria, en el departamento del Cesar, con una extensión de 457 kilómetros. Y la segunda, entre La Gloria y Barrancabermeja, con una extensión de 200 kilómetros.
Las obras que se proponen en cada una de las dos unidades funcionales definidas, son las siguientes:
Unidad funcional 1:
Dragado de mantenimiento del canal marítimo de aproximación, con especial atención a la zona de fondeo, zonas de giro Prado, Paraíso y Barrio Bajo. Garantizar profundidad de 40 pies desde Bocas hasta el puente Pumarejo, 27,9 pies desde el Puente hasta Pimsa, y un dragado de aproximadamente dos millones de metros cúbicos de sedimentos removidos anualmente. Igualmente, el concesionario deberá realizar el mantenimiento del tajamar occidental y la reconstrucción y mantenimiento del tajamar oriental, protección de orilla entre el kilómetro 14 y 17, contiguo al dique direccional.
Unidad funcional 2:
Dragado de mantenimiento en todo el tramo con especial atención a los sectores de Canal de la Armada, Bufalera, Patico, Cantagallo, Yarirí, San Pablo y Canaletal, para garantizar profundidad de 7 pies. Y dosmillones de metros cúbicos de sedimientos removidos anualmente.
Así mismo, se tiene previsto realizar revestimientos en trincheras, fundamental para estabilizar el canal navegable en curvas; diques de alineamiento, en el fondo del río para dirigir el flujo en cruces y áreas donde la orilla es demasiado baja; diques para control de flujo en aguas bajas, que sirven como pantallas de defensa contra la erosión; y anclajes de diques, para empotrar las estructuras en los barrancos laterales del río.

#DIARIOLALIBERTAD

Comentarios