Ante la grave crisis de hacinamiento que se derivó en un motín y un frustrado intento de fuga en las celdas de paso de la Unidad de Reacción Inmediata de la Fiscalía en Barranquilla, los funcionarios pidieron a las autoridades que se tomen las medidas necesarias.
Dicha solicitud se realizó en la mañana de este jueves en un Comité Técnico para evitar este tipo de situaciones en el futuro. Allí hicieron presencia delegados de la Policía, el Instituto Penitenciario y Carcelario – Inpec, el Consejo Superior de la Judicatura, la Procuraduría, la Defensoría del Pueblo, los directores de los centros de reclusión, la Secretaría de Gobierno de Barranquilla y la Fiscalía General de la Nación.
En medio de la reunión se pactaron algunos compromisos institucionales con el objetivo de frenar la situación de hacinamiento en los centros de detención transitorios de la capital del departamento del Atlántico.
Entre los compromisos, Migración Colombia confirmará la plena identidad de los ciudadanos venezolanos capturados y así ordenar su reclusión en una cárcel.
Así mismo los principales centros carcelarios de la ciudad recibirán en horarios establecidos los detenidos luego de su judicialización.
Además, el Consejo Superior de la Judicatura adelantará las audiencias sin aplazamientos o suspensiones innecesarias y los jueces expedirán los oficios de remisión a las cárceles una vez se dicten medidas de aseguramiento o traslados.
Finalmente, la Defensoría del Pueblo adelantará brigadas en los centros de detención para evitar el vencimiento de términos.
Los anteriores compromisos se evaluaran en un nuevo comité dentro de 15 días.

#DIARIOLALIBERTAD

Comentarios