Caída de actriz en silla ruedas en los Premios Brittania en realidad fue una broma

En la entrega de los Premios Brittania, ceremonia que tuvo lugar el sábado en el Hotel Beverly Hilton, televisada el domingo por la BBC America, los televidentes y el auditorio pudieron ver a el ganador del Bastón de Chaplin, el actor Sacha Baron Cohen, arrojar desde el escenario a una mujer de 87 años en silla de ruedas, llamada Grace Cullington, de quien aparentemente se sabe que tiene 87 años y que en 1931, cuando era una niña de 5, participó junto al mismísimo Charlie Chaplin en Luces de la ciudad.
En la escena, se ve a Salma Hayek introduciendo al galardonado y presentando a una anciana en silla de ruedas, según afirma Hayek, es la última actriz que ha trabajado con Chaplin que queda con vida, y está ahí para entregar el premio a Baron Cohen.
El actor posteriormente sube al escenario, recibe de manos de la anciana el bastón que supuestamente usó Carlitos en el mencionado filme y tras hacer una imitación, cae sobre la silla de ruedas, tirando «accidentalmente» del escenario a la mujer al aceptar el premio a la excelencia en comedia.
La sorpresa y la tensión del momento invadió al público, emociones que posteriormente se transforman en risas, cuando todos los presentes se dan cuenta que han sido víctimas de una broma pesada de Baron Cohen, pues la supuesta última actriz que ha trabajado con Chaplin, no es tal cosa sino una actriz.
«¡Qué bárbaro», dijo cuando finalmente recibió su premio el actor, para dirigirse luego a los posibles enojos de la familia por el chiste. «Ahora vayan y demándenme. Está muerta, supérenlo».
En verdad, la única Cullington de que se tenga noticia que participó en alguna película con Chaplin se llamaba Margaret, y lo hizo en 1918 para Dog’s life, pero falleció en 1925.

#DIARIOLALIBERTAD

Comenta aquí: