Estudios meteorológicos indican que el huracán Dorian avanza paralelo a la costa de Florida, en un abrazo peligroso desde el mar que aún implica riesgos.
Todo apunta a que la Florida esquivará lo peor de Dorian, de categoría 2. Sin embargo, las precauciones se mantienen y este martes el aeropuerto de Orlando cerró y en su página web indicó que los pasajeros deben consultar directamente a su aerolínea para conocer los cambios relacionados con su vuelo.
La situación en Florida, es un resultado mucho más optimista de lo que inicialmente se esperaba, y un marcado contraste con la devastación y el aumento del número de muertos en las Bahamas.
“Creo que somos afortunados de que esto tenga un impacto mínimo en Florida”, dijo el administrador interino de la Agencia Federal de Manejo de Emergencias Peter Gaynor en una conferencia de prensa con el gobernador Ron DeSantis en Tallahassee.
De la misma manera comenzaron las tareas de rescate y revisión de daños en Las Bahamas, donde se reportan al menos 7 muertos tras el paso del fenómeno natural.
#DIARIOLALIBERTAD

Comenta aquí: