Este martes, la Procuraduría General de la Nación formuló pliego de cargos en contra del alcalde de Bucaramanga, Rodolfo Hernández Suárez, por las presuntas irregularidades relacionadas con el proceso de selección para el tratamiento, transformación y disposición final de las basuras en varios municipios del área metropolitana de Bucaramanga.
El primer contrato que alega el ente de control tiene que ver con el presunto interés indebido en los procesos de selección del E-EMAB-001-2016, EMAB – IP001-2017 y CD-EMAB-001-2017, al parecer, en provecho de su hijo Luis Carlos Hernández Oliveros, quien obtendría un beneficio económico si el contrato se celebraba con los representantes de la tecnología WastAway en Colombia.
Para el ministerio público, tanto Hernández Oliveros como Luis Trujillo y Carlos Gutiérrez suscribieron un documento de corretaje con el fin de cobrar una comisión en la empresa de Aseo de Bucaramanga.
Entre las pruebas que tiene la Procuraduría están varios chats de las personas que suscribieron y en las cuales Hernández Oliveros refiere que comentaba con su padre aspectos de la licitación que luego eran informados a los participantes y sobre las reuniones del alcalde sostenidas con los representantes de WastAway en Colombia.
En el segundo caso el alcalde habría coaccionado a César Augusto Fontecha Rincón, director jurídico de la EMAB S.A. E.S.P.
Esto, con el fin de que aprobara la fianza entregada por la Unión Temporal Vitalogic RSU en el proceso de contratción IP 001-EMAB – 2017.
La Procuraduría calificó provisionalmente la presunta falta en el primer cargo por supuesto interés indebido en la celebración de contratos como gravísima a título de dolo.
#DIARIOLALIBERTAD

Comenta aquí: