Smartmatic, la cuestionada empresa a cargo del escrutinio provisorio en Argentina

0
357
Fundada por un venezolano a partir de las elecciones de EEUU en 2000, Smartmatic se expandió a varios países con su sistema de voto y conteo electrónico.

El debate más importante en Argentina en los días previos a las elecciones PASO (Primarias Abiertas, Simultáneas y Obligatorias) no es sobre propuestas programáticas o frases de los diferentes candidatos sino sobre el programa informático que se utilizará para que las mesas de votación envíen los resultados del escrutinio primario.

Mientras el Gobierno tiene esperanzas de que el nuevo sistema informático elaborado por la compañía ‘Smartmatic’ permitirá conocer los resultados con mayor rapidez, varios sectores de la oposición denuncia irregularidades que podrían “instalar un resultado” equivocado en las primeras horas tras el escrutinio primario, según dijo el propio precandidato presidencial por el Frente de Todos Alberto Fernández.

“Todo lo de Smartmatic huele mal”, remarcó el compañero de fórmula de la expresidenta argentina Cristina Fernández de Kirchner, señalando que el cambio en el sistema de escrutinio “no se entiende”, teniendo en cuenta que no hubo denuncias de fraude en los últimos años.

¿Qué es Starmatic?
La empresa nació en el año 2000 con el objetivo de encontrar soluciones para el recuento de votos, inspirada en el escándalo que significó el escrutinio en las elecciones generales de EEUU que ganó George W. Bush. En aquellos comicios, la paridad del republicano con el candidato demócrata Al Gore en Florida generó un conflicto electoral que retrasó 36 días la difusión del ganador.

“Establecida en Florida a raíz de las elecciones del 2000, Smartmatic se centró en crear tecnologías de votación más seguras, accesibles y fáciles de usar, diseñadas para salvaguardar el proceso de principio a fin”, manifiesta la empresa en su sitio oficial.

Tras tres años de investigaciones, lanzó en 2003 su primera ‘máquina de votación’, con una plataforma que según la empresa aseguraba una “conexión ultrasegura entre dispositivos”.

Primarias en Argentina: una debacle económica y dos campañas en pugna
Un año después, Smartmatic resultó ganadora en una licitación del Consejo Nacional Electoral de Venezuela para brindar una ‘solución electoral electrónica’ para el referéndum revocatorio que finalmente decidió la continuidad del presidente Hugo Chávez. La empresa aportó 19.664 y máquinas de votación ‘SAES-30000’ y 1.600 de respaldo.

La firma volvió a brindar el servicio en las elecciones regionales de 2004 y, desde allí, no paró de trabajar junto al Consejo Nacional Electoral venezolano, completando 14 votaciones en las que tuvo participación.

La relación entre la empresa y las autoridades venezolanas se rompió en 2017, luego de que el director de la compañía, el venezolano Antonio Mugica denunciara desde Londres que los resultados de los comicios para la Asamblea Nacional Constituyente habían sido fraguados. En ese momento, el Colegio Nacional Electoral venezolano rechazó las acusaciones y recordó que la propia empresa había asegurado que realizar un fraude con el sistema era imposible.

En los años siguientes también participó de comicios en Curazao, Filipinas, El Salvador, Uganda, Bélgica y la región italiana de Lombardía. En algunos países, como Brasil, Smartmatic no se encargó del voto electrónico pero sí de aportar tecnología para la transmisión rápida de datos en el escrutinio.

El crecimiento de Smartmatic no estuvo exento de polémicas: en 2018 admitió un “error” en su sistema de conteo de votos en las elecciones de El Salvador que provocó que los datos proporcionados por la plataforma no coincidieran con los de las actas.

La tecnología utilizada también había sido cuestionada en 2006, cuando fue utilizada para transmitir los resultados de la ciudad de Chicago durante las elecciones a Gobernador de Illinois. Los retrasos e irregularidades hicieron que las autoridades decidieran abrir una investigación.

El arribo a Argentina
La relación con el país patagónico comenzó en 2015, cuando Smartmatic fue contratada por el Tribunal Superior de Justicia de la provincia de Córdoba para instalar el voto electrónico en dos ciudades: La Falda y Marcos Juárez.

La empresa aportó 104 máquinas de votación SAES 3377 y, según celebra en su web, pudo transmitir los resultados oficiales 45 minutos después del cierre de la votación, superando ampliamente el tiempo del escrutinio en el resto de la provincia, donde se lo hizo de forma manual.

En enero de 2019, el Correo Argentino seleccionó a Smartmatic entre cinco empresas que se presentaron a una licitación para encargarse de la “captura y transmisión de datos” y el escrutinio provisorio en las PASO de agosto y las elecciones generales de octubre y noviembre.

Según la empresa, su solución informática permitirá “a los operadores autorizados escanear las actas de escrutinio para ser transmitidas directamente desde 15.000 centros de votación”. El nuevo mecanismo aceleraría el proceso, evitando que las actas físicas tengan que ser trasladas a las oficinas de correo la misma noche de la elección.

Las críticas y la defensa por parte del Gobierno de Macri
Si bien la elección de la empresa fue defendida por el Gobierno de Mauricio Macri, el bloque opositor Frente de Todos presentó un recurso ante la Justicia electoral solicitando el apartamiento inmediato de la misma en las PASO, en las generales y en la eventual segunda vuelta.

“Es conocida la mala reputación de la empresa alrededor del mundo, denunciada por irregularidades de los servicios que prestó en las elecciones que intervino en Filipinas, El Salvador, Uganda y sospechas en Bélgica”, señala el recurso.

A partir de la solicitud, la jueza federal en lo electoral, María Servini de Cubría, resolvió designar veedores judiciales para supervisar el escrutinio provisorio para “garantizar una mayor certidumbre a todas las agrupaciones políticas que participarán del acto eleccionario”.

El vicejefe de Gabinete de Macri, Andrés Ibarra, respondió a los cuestionamientos asegurando que “será la elección más transparente de la historia de nuestro país, porque estamos agregando lo que nos pidió la Justicia electoral y porque por primera vez en 20 años es un proceso de absoluta limpieza y trazabilidad”.

El Gobierno también defendió la legalidad de la licitación en la que la empresa fue contratada, asegurando que en su momento no fue cuestionada por la Justicia y la oposición.

Tomado de…https://mundo.sputniknews.com/america-latina/201908091088334538-smartmatic-la-cuestionada-empresa-a-cargo-del-escrutinio-provisorio-en-argentina/

#DIARIOLALIBERTAD

Comentarios