Desesperada se encuentra una familia, en especial su propietario, un pequeño niño de tres años por la pérdida de su perrita Chiky Luna, una cachorrita de raza Pug, color carlina, que se extravió cerca al barrio La Manga, el pasado 10 de agosto.

Yésica Cantillo, la madre del niño, pide a quien sepa del paradero de esta adorable cachorra de escasos seis meses de edad, devolverla a su pequeño dueño que lleva dos días llorando y ella teme que su hijo se pueda enfermar porque no duerme pensando en su mascota.

Quien tenga o sepa del paradero de la linda Chiky Luna puede comunicarse a los teléfonos 3016912512 – 3013053746, hay una magnífica recompensa

#DIARIOLALIBERTAD

Comentarios