Un ciudadano, residente en el sector de la calle 68 No. 28 -67, del barrio Nueva Granada, denuncia que una vecina que mandó a cortar un árbol de mango le causó daños materiales a su vivienda.
La denuncia la refuerza con un video en el cual se observa un techo de teja translúcida totalmente destruido, según la persona, producto de los pesados mangos y ramas que cayeron durante el proceso de poda del gigantesco árbol.
Asimismo asegura el denunciante que también resultó destruida una antena de televisión de una empresa reconocida, lo que propició daños en el servicio que recibe de televisión por cable.
Advierte la persona afectada que la dueña de la vivienda donde se encuentra el ‘árbol de la discordia’, dejó ramas muchos más altas que aun siguen perjudicando su propiedad, toda vez que los mangos cuando están maduros caen con más fuerza debido a la gravedad.
Solicita a las autoridades mediar en este asunto para superar los inconvenientes que le está generando esta situación con una vecina que no atiende reclamos.
#DIARIOLALIBERTAD

Comenta aquí: