Quedó lista muerte política de Ñoño Elías y Plinio Olano

0
185
Ñoño Elías y Plinio Olano

*El Consejo de Estado en segunda instancia ratificó la decisión por el escándalo de sobornos.

En segunda instancia y con ponencia del magistrado César Palomino, el Consejo de Estado dejó en firme el fallo que en primera instancia decretó la pérdida de investidura contra los excongresistas Plinio Olano y Bernardo Miguel Elías Vidal –conocido como ‘ñoño Elias’- por estar inmersos en el escándalo de sobornos de la multinacional brasilera Odebrecht.
En primera instancia el Consejo consideró que los excongresistas ejercieron tráfico de influencias frente a procesos en los cuales la Agencia Nacional de Infraestructura –ANI-, adjudicó los contratos a la multinacional brasilera.
En ese fallo el Alto Tribunal de lo contencioso administrativo señaló que mediante las pruebas recaudadas se pudo comprobar que Olano y Elías usaron sus cargos como congresistas para favorecer a la firma con la adjudicación de contratos viales.
Al parecer el Consejo de Estado no tuvo en cuenta las declaraciones que entregaron los principales directivos de Odebrecht, entre ellos los señores Luiz Antonio Bueno Junior y Eleuberto Antonio Martorelli, quienes negaron haber entregado dineros a Olano.
En julio pasado el Consejo de Estado también negó la practica de pruebas que pedía la defensa de Olano entre las que se encontraban el testimonio del exdirector de la Agencia Nacional de Infraestructura, (ANI) Luis Fernando Andrade, y el del entonces asesor de la ANI, Juan Sebastián Correa.
La defensa del excongresista también pedía que se tuvieran en cuenta los testimonios del exviceministro de transporte, Gabriel Ignacio García, el testigo Federico Gaviria, y el excongresista Otto Nicolás Bula.
Con dichos testimonios se buscaba desvirtuar los hechos por los cuales los excongresistas perdieron su investidura y comprobar “que el señor Plinio Olano mientras uso la investidura de congresista obró con ética y honorabilidad”, decía la petición del abogado.

#DIARIOLALIBERTAD

Comentarios