Hallan detrás de un refrigerador restos de un hombre desaparecido hace 10 años

4197
Larry Ely Murillo-Moncada

El 28 de noviembre de 2009 fue reportado como desaparecido en Estados Unidos, Larry Ely Murillo-Moncada, luego de una discusión con sus padres.

Diez años después, la policía de Iowa encontró sus restos humanos detrás de un refrigerador de una tienda llamada No Frills en Council Bluffs donde el hombre trabajaba.

El hecho ocurrió cuando a comienzos de este año, los empleados de la tienda encontraron los restos mientras reordenaban el local comercial que había sido cerrado hace tres años.

Según detalla CNN, el espacio en el que fue encontrado el cuerpo en descomposición era de poco más de 45 centímetros. Tras varios exámenes de ADN, se determinó que el cuerpo correspondía al de Murillo-Moncada.

El sargento de Policía de Council Bluffs, Brandon Danielson, declaró a Des Moines Register que tras ver el cuerpo en descomposición detrás del refrigerador, recordó un caso de hace diez años atrás, sobre un hombre que había desaparecido en la ciudad.

Luego de confirmar la identidad del hombre de 25 años, la autopsia determinó que no fue sometido a ningún traumatismo, por lo que la teoría que toma mayor fuerza en estos momentos señala que su muerte se debió a un accidente.

De esta forma, la tesis de la policía sostiene que tras la fuerte discusión con sus padres, Larry Ely se dirigió al supermercado y subió al congelador para permanecer un tiempo solo. Lo anterior, debido a que algunos ex trabajadores señalaron que varios acostumbraban a subir a los congeladores ya que esa zona era utilizada para almacenar los productos que se vendían.

Se cree que el joven habría resbalado y caído desde más de tres metros de altura. Larry habría quedado atrapado en el espacio anteriormente mencionado y no habría podido ser rescatado debido a que sus gritos eran opacados por la maquinaria del aparato electrónico.

“Es tan fuerte (el ruido del frigorífico) que probablemente no hay forma de que alguien lo escuche”, explicó la policía. Cabe señalar que varios trabajadores y compradores de No Frills en Council Bluffs sostuvieron en más de una oportunidad que sentían un “olor horrible” al interior de la tienda.

Luego del hallazgo la policía cerró el caso de la desaparición ocurrida el 28 de noviembre de 2009.

#DIARIOLALIBERTAD

Comentarios