Por falta de pruebas/Libre dueño de maleta de Rappi que utilizó asesino de empleada doméstica

0
1783
Sebastián Castro Molina fue dejado en libertad este jueves.

El dueño de la maleta Rappi, que utilizó el asesino de la empleada doméstica, Angélica María Ruiz Vega, de 57 años de edad, y quien fungía como cómplice del principal sospechoso del crimen, fue dejado en libertad.

La decisión fue proferida, luego de que el Juez Tercero Penal Municipal con funciones de control de garantías se abstuviera de dictarle medida de aseguramiento intramural a Sebastián Castro Molina, el joven de 24 años, quien se entregó ante las autoridades el pasado lunes, quien consideró que el procesado no representaba un peligro para la sociedad y no existiá una inferencia razonable que lo involucrara al caso.

Así mismo el togado argumentó que el material probatorio entregado por la Fiscalía  carecía de pruebas, pues hasta la audiencia el ente acusador solo presentó  dos testigos representado en un tío de Castro Molina  y el otro que informó que en casa de ‘Jhon Pinturas’ se planeo el robo.

Sin embargo, el juez manifestó que el joven continuará vinculado al proceso que sea adelanta en su contra,  cuando este sea requerido por las autoridades competentes.

Al trabajador de la plataforma Rappi en audiencia de imputación cargos la Fiscalía 25 de Alertas Tempranas lo señaló de los delitos de porte ilegal de arma de fuego en circunstancias de agravación punitiva, homicidio en circunstancias de agravación punitiva y hurto calificado agravado en calidad de cómplice.

Para la Fiscalía el tío del acusado es testigo clave, luego que informará que su sobrino salió de su residencia el día de los hechos a las 11:00 de la mañana con la maleta de Rappi, quien también desmintió que su sobrino trabajara desde el mes de noviembre en la plataforma digital, ya que según él,  Sebastián estaba trabajando desde el 19 marzo del presente año.

En las audiencias preliminares el ente acusador descartó  el testimonio de la hermana de Castro Molina, quien precisó que su hermano vendió la maleta por $200 mil, con el fin de que este se ganará $100 mil.

En una reunión, según el ente acusador, se habría fraguado el crimen de la doméstica luego que el cuñado del hoy procesado supuestamente entregara la bicicleta y Sebastian la maleta con la que trabajaba en la plataforma Rappi, al asesinó de Angélica Maria.

El asesinato de la empleada doméstica se registró el 5 de julio del pasado viernes, cuando un supuesto domiciliario de la empresa Rappi llegara hasta la puerta de la vivienda ubicada en la carrera 75 No 86B- 86, barrio El Limoncito.

Donde el presunto asesino ese día convenció a la doméstica de que le recibiera el pedido. La mujer le abrió la reja y segundos después el homicida sacó su arma de fuego para intentar ingresar y robar en la vivienda y tras forcejear con la mujer le disparó a la altura del abdomen para darse a la huída.

El crimen quedó registrado en las cámaras de seguridad de la casa y causó conmoción en toda la ciudad.

#DIARIOLALIBERTAD

Comentarios