Padrastro de mujer asesinada por su expareja dijo que la tenía acosada y ella ya lo había denunciado

479
Rafael Calixto Campo García, en audiencia.

José Fernando Aguilar, padrastro de Doglys Palma Manzanares, la joven asesinada a puñaladas por su exmarido Rafael Calixto Campo García, en hechos registrados en el municipio de Bosconia, Cesar, aseguró que el homicida tenía acosada a la muchacha y que debido a los constantes maltratos de los cuales era víctima, lo había denunciado.

“Él la tenía acosada y ella ya lo había denunciado, había hecho todos esos trámites para que la dejara tranquila pero no pasó nada. Terminaron porque le gustaba pegarle y la maltrató”, contó.

Agregó que Campo García forzó la puerta para ingresar y sacar del cuarto a la joven donde dormía junto con sus dos hijos.

“Cuando sentí que gritó me levanté asustado, había una cortina en el medio y me mandó la primera apuñalada, entonces volteé y me agarró por el brazo, me devolví a agarrar un machete pero ya era muy tarde porque ella estaba en el suelo”, agregó Aguilar.

Rafael Calixto Campo García, de 35 años, fue presentado en la tarde de ayer ante el Juzgado Promiscuo de Becerril para que respondiera por el crimen de su excompañera sentimental.

Doglys Palma Manzanares, víctima.

Por estos hechos a Campo García le imputaron los delitos de feminicidio agravado en concurso heterogéneo con homicidio en calidad de tentativa, los cuales no aceptó pese a sus declaraciones ante las autoridades.

Asimismo la juez decidió enviarlo a prisión como medida de aseguramiento, pues lo consideró como un peligro para la sociedad.

En la vista pública celebrada en el Palacio de Justicia de Valledupar, la Fiscalía reveló que él luego del asesinato huyó al municipio de Aracataca, Magdalena, y posteriormente se entregó a la Policía Nacional.

La Fiscalía 6 Seccional de Bosconia informó que en una declaración juramentada reconoció ser el autor de la muerte de la venezolana de 24 años y dejar herido a su padrastro, en hechos registrados en la invasión Trece de Marzo, el sábado.

La confesión

“Yo llegué a la casa donde ella vivía y prendí la luz, ella estaba dormida y le dije: Doglys vamos hablar acá afuera, ella me decía que no. Luego la intenté tomarla del brazo, yo tenía un cuchillo guardado en la pretina del pantalón y en ese momento el padrastro coge un machete y ella sale para la cocina a coger un cuchillo, fue cuando me le abalancé con el cuchillo y le pegué una puñalada por la costilla, otra en el brazo y el padrastro al darse cuenta me tira el machetazo y le atravieso un palo… Reacciono y le pego la puñalada en el brazo a él y me salgo de la casa para la calle”, citó el fiscal, al leer lo declarado por Campo a la Sijín.

En las declaraciones el procesado agregó que una vez sale corriendo el padrastro de la víctima, José Fernando Aguilar Figueroa, lo persigue con el machete, por lo que nuevamente lo hiere. En ese instante también se desmaya Palma Manzanares, quien fue auxiliada junto con su padrastro por los vecinos.

Comentarios