Que las mujeres no sean rellenos en las listas electorales

0
382

Diferentes asociaciones de mujeres que propenden por el bienestar de ellas, han llegado a la clara conclusión en diversos foros que se han realizado en las últimas semanas, no solamente en la ciudad de Barranquilla, sino en otras ciudades de Colombia, que no se les está dando la importancia que estas merecen en el desarrollo de diferentes actividades, especialmente en lo concerniente a su participación como integrantes de los cuerpos legislativos. Tenemos el caso de nuestra ciudad y el departamento del Atlántico, en donde son muy escasas las mujeres que se pueden encontrar participando como componentes de corporaciones como los Concejos y las Asambleas, ni mucho menos en la Cámara de Representantes y el Senado de la República.
En Colombia en donde nos jactamos de ser un Estado social de Derecho, existe en el sistema electoral la obligatoriedad por parte de los partidos políticos, de la inclusión en sus listas electorales por lo menos el 30 por ciento de la representación de la mujer, pero ocurre que la inscripción de este porcentaje de mujeres en las referidas listas, en la práctica se ha convertido en un simple sofisma de distracción, hay quienes han llegado a considerar que las mujeres en este caso son utilizadas como simples“rellenos”, porque cuando llega la hora del debate electoral son desconocidas por los mismos directivos de sus propios partidos.
Para nuestro concepto la obligación de los partidos políticos no deberá circunscribirse a la sola inclusión del 30 por ciento de mujeres en las respectivas listas, sino que debe existir igualmente la obligación moral de contribuir para que la mayoría de estas damas tengan la oportunidad de llegar a integrar las bancadas de estos partidos.
Un caso patético es lo que está aconteciendo en Barranquilla y el departamento del Atlántico, en donde a las líderes de los diferentes partidos no son tenidas en cuenta ni siquiera para conformar las listas; todos sabemos que en Colombia la gran mayoría del censo electoral lo integran componentes del género femenino, motivo por el cual no le encontramos ninguna explicación al hecho que en la actualidad sea tan ínfima la representación de las mujeres en los cuerpos colegiados, anteriormente mencionados.
Es importante que las mujeres de Barranquilla y el Atlántico continúen con estas jornadas tendientes a conseguir que en el debate electoral que se avecina, se les tenga en cuenta por los partidos a los que ellas pertenecen, no solo para hacer parte de las correspondientes listas electorales, sino para que se comprometan a que si ellas hicieron parte de determinada lista y no alcanzaron la votación necesaria, por no haber contado con el apoyo de su propio partido, por lo menos se les dé la oportunidad de ocupar cargos de importancia en su representación en las diferentes entidades gubernamentales,como un reconocimiento a la importante contribución al fortalecimiento de la colectividad a la que ellas pertenecen y como una contraprestación a lo que las mujeres aportan con su capacidad de trabajo, su vocación de servicio y aceptación entre la comunidad.
Cómo se explica que en un país como Colombia, que cuenta con 47 millones de habitantes y el 60 por ciento son mujeres, estas tengan una representación tan insignificante en las corporaciones de carácter electoral, por eso es importante que las mujeres continúen llamando la atención de los partidos políticos, para que no las ignoren y se comprometan a impulsar proyectos de tanta importancia como los que han venido proponiendo un grupo de mujeres de Barranquilla. Esperamos que se les tenga en cuenta en la conformación de los gabinetes, tanto del Distrito y los municipios como a nivel departamental, en las administraciones que comienzan el 1º de enero de 2020.

Comentarios