Las estaciones Atlántico, La Veintiuna, La Arenosa y La Ocho, de Transmetro ubicadas en la troncal Murillo fueron blanco de actos vandálicos, que deterioran el estado de este bien público al servicio de la ciudadanía.

A las 12:05 p.m., una vez los marchantes llegaron a Murillo con carrera 8, punto final del recorrido, se inició la reactivación progresiva de la operación de Transmetro.

La suspensión de este miércoles se convierte en la primera del 2019.

Transmetro respeta el derecho de protesta y manifestación de los ciudadanos, pero rechaza todo tipo de vías de hecho que vayan en detrimento de un bien al servicio público, y recuerda que está prohibido el bloqueo de las rutas en las que opera el Sistema de Transporte Masivo, porque atenta contra el derecho a la libre movilización de los ciudadanos.

Afectado el servicio

Alrededor de 7.361 personas que utilizan el servicio de Transmetro vieron afectada su movilidad durante 3 horas y 10 minutos por bloqueos en la troncal Murillo, debido al paso de la movilización obrera por el Día del Trabajo, realizada durante la mañana de este miércoles 1 de mayo.

La suspensión del Sistema inició a las 8:55 a.m. cuando los manifestantes se tomaron la calle 45, a la altura de la carrera 33. A medida que la marcha avanzaba por Murillo, los participantes invadieron los dos carriles de la troncal, lo que imposibilitó el paso de los buses de Transmetro en sentido norte – sur y viceversa.

Durante la suspensión, las taquillas, estaciones y Portal de Soledad fueron cerrados, hasta poder reanudar la operación y evitar represamiento de usuarios. Además, se procedió a desalimentar a quienes se encontraban aún en el Sistema con las rutas alimentadoras que sí podían transitar.

 

Comentarios