En el marco de la investigación que sigue la Fiscalía General de la Nación, por caso de corrupción que dejó pérdidas a la empresa Ecopetrol por una importante suma de dinero.

El ente acusador imputó a tres abogados por actuar en presunta connivencia con funcionarios judiciales y obtener fallos de tutelas que obligaron a la estatal petrolera a pagar reconocimientos laborales que no procedían.

La Fiscalía General de la Nación logró la judicialización de tres abogados investigados por su presunta vinculación al entramado ilegal en el que fueron presentadas y falladas irregularmente tutelas que afectaron el presupuesto de Ecopetrol en $137.475’480.065, identificados como José Trinidad Minota Quintero, Asael Argüello Cortés y Jorge Luis Horta Orozco.

Se les imputaron cargos a los abogados por los delitos de prevaricato en calidad de determinadores, peculado como intervinientes y concierto para delinquir. De igual manera, el juez encargado de la audiencia de imputación de cargos ordenó aplicar a los tres abogados medida de aseguramiento privativa de la libertad en centro carcelario.

Entre 2010 y 2011 en este caso de corrupción conocido como ‘Pozo de la Dicha, la Fiscalía demostró que la Sala Laboral del Tribunal de Cúcuta, concedió pagos por conceptos laborales a través de tutelas falladas de forma contraria a la ley, que luego fueron revocadas por la Corte Constitucional en el año 2012.

Se concretó que 18 tutelas fueron concedidas a favor de 580 accionantes, luego de supuestas concertaciones con jueces y abogados litigantes.

Por lo anterior, la Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia condenó a los dos exmagistrados de la Sala Laboral del Tribunal Superior de Cúcuta, Fernando
Castañeda Cantillo y a Félix María Galvis Ramírez a varios años de cárcel que deben pagar.

La Fiscalía hizo pública esta información por razones de interés general.

Comenta aquí: