El ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla, recibió este lunes en Washington US$31 millones de socios del Banco Mundial para atender la migración venezolana en nuestro país.

Sin embargo, a pesar de la inversión, el funcionario dijo que lo que realmente se necesita son $1.5 billones, equivalentes a US$480 millones, de manera que el resto lo pondría Colombia con impuestos.

Así lo manifestó Carrasquilla durante el panel del Banco Mundial, donde explicó de dónde se sacará el restante de 1.5 billones de pesos que se necesitan.

Esto, para los expertos, abre la necesidad de estudiar una nueva reforma tributaria, mientras que el el funcionario insistió en buscar los recursos en el país.

“Me preocupa la preparación de los países para el momento en que este problema repentinamente se resuelva. La región tiene la responsabilidad de prepararse para ello”, dijo Carrasquilla.

De igual manera el ministro habló sobre la necesidad de privatizar empresas con participación estatal como Ecopetrol, de la cual dijo que ha bajado su participación.

Comenta aquí: