*El túnel de un kilómetro, que permite el ingreso y la salida de volquetas a la casa de máquinas, se encuentra bloqueado por dos derrumbes.
El taponamiento a la altura de los 700 metros impide que la maquinaria pesada retire la gran cantidad de rocas, escombros y basuras que trajo consigo el río Cauca y que están en el fondo de la obra.
El gerente del Grupo EPM, Jorge Londoño de la Cuesta, explicó que uno de los túneles es de un tamaño considerable, así que solo a finales del año se despejaría la zona. “Son derrumbes en el túnel de acceso, por donde llegan los vehículos a casa de máquinas. Esa es la primera afectación geológica. El primero lo tenemos bastante consolidado y arreglado, pero el segundo es más grande”, señaló el funcionario.
Por ahora la limpieza de la casa de máquinas se hace con pequeños vehículos, lo cual hace este proceso bastante dispendioso y demorado. Sin embargo, la empresa analiza otra posibilidad y es adecuar el túnel de descarga 2, para que pasen los camiones y agilicen la limpieza del cuarto.
A cinco días de cumplirse un año de la contingencia, Londoño de la Cuesta afirmó que el riesgo para las comunidades está mitigado y comenzó la etapa de reconstrucción de Hidroituango, que culminaría en 2021. Las obras alcanzan un 87 por ciento.
“Los mayores elementos de riesgo están fundamentalmente controlados y el riesgo para las comunidades se ha disminuido. Lo que vamos a empezar, lo que podemos llamar la fase de reconstrucción como tal. Todavía nos quedan dos años”, puntualizó.
17 mil personas tuvieron que abandonar sus hogares por el riesgo del proyecto, siendo la evacuación más grande en la historia del país. La anterior fue de 5 mil habitantes, por probabilidad de erupción del Volcán Galeras.
Actualmente mil familias continúan por fuera de sus casas, debido a la alerta roja que se mantiene en Puerto Valdivia y que solo se levantaría a mitad de año.
La empresa informó que ha invertido 103 mil millones de pesos en la atención a las comunidades y en el cuidado del medioambiente.

Comentarios