Murió tendero que había sido herido a bala en su negocio

A las 9:50 de la noche del miércoles en el Hospital General de Barranquilla falleció el tendero Fabián Alberto Montaño Soto, de 49 años, quien había sido víctima de un ataque sicarial el pasado 2 de abril a la una de la tarde en su negocio de la carrera 11 Sur con la calle 74, barrio Siete de Abril por parte de cuatro delincuentes que se transportaban en dos motos de alto cilindraje.

La víctima ese día se encontraba atendiendo a unos clientes cuando se le acercaron dos de los cuatro individuos y uno de ellos le hizo un llamado de lo que tenía que hacer, en este caso entregar la ‘vacuna’, pero parece la respuesta del comerciante era que no podía.

El individuo hizo uso del arma que llevaba en la pretina del pantalón y de inmediato le propinó un tiro en la cabeza cuando éste dio la vuelta para hacer entrega de un alimento a una persona que se encontraba en el sitio.

Los dos hombres salieron, abordaron la moto y fueron seguidos por otra, cuyos ocupantes se habían quedado en la parte de afuera de la tienda.

Montaño Soto fue auxiliado por vecinos, ante el llamado que hicieron los clientes y llevado inicialmente al Camino de Santa María, pero ante la gravedad de la herida lo remitieron al Hospital General de Barranquilla, donde ya había sido sometido a una operación quirúrgica, pero el miércoles por la noche se agravó y falleció.

José Vizcaíno, quien es el dueño del inmueble donde funcionaba la tienda.

Personal del Cuerpo Técnico de la Fiscalía practicó la inspección del cadáver y agentes del grupo de vida de la Sijin se encuentran al frente de la investigación.

José Vizcaíno, quien es propietario del inmueble donde venía funcionando la tienda ‘El Niño Adrián’, manifestó que Fabián Alberto tenía un año y 6 meses de tener el negocio en esa casa y que él se la había alquilado. Manifestó que era una persona muy correcta, pero desconoce los motivos por los cuales lo mataron.

Señaló que no conoce más detalles de lo sucedido debido que él vive dos cuadras más adelante y solo se enteró como unos 20 minutos después de haber ocurrido los hechos.
Ayer en la mañana un familiar llegó hasta las dependencias de Medicina Legal a reclamar el cadáver del tendero, de quien se dijo era natural del interior del país.

¿Te gustó esta nota? ¡Síguenos en Redes Sociales!    

Comenta aquí: