Edmundo Rodríguez Sobrino, la imagen de un hombre poderoso pero discreto

1089

A partir de 2006, Edmundo Rodríguez Sobrino

El asesor que Canal de Isabel II había contratado en el año 2004 para hacer seguimiento a sus negocios latinoamericanos, Edmundo Rodríguez Sobrino, en algún momento a principios del año 2006 fue nombrado por la Junta Directiva de Inassa como Presidente Ejecutivo del Grupo empresarial que tiene a Triple A como la Joya de la Corona.

Edmundo Rodríguez, por una década, fue directivo de Inassa, Triple A, Metroagua y R&T, proyectando la imagen de un hombre poderoso pero discreto.

La gestión de Edmundo Rodríguez Sobrino esta ensombrecida por sospechas de corrupción que también abarcan varios momentos importantes de la historia de Triple A de Barranquilla.

Desde sus oficinas en Madrid, en el número 7 de la calle Infanta María Teresa, próximas al Estadio Santiago Bernabeu, desarrollaba una actividad empresarial consistente en la representación de multitud de sociedades españolas, panameñas, colombianas y de otras nacionalidades.

Su papel se extendía como testaferro de Ignacio González en el Canal de Isabel II, o en la representación del 23% del prestigioso diario conservador español La Razón.

Edmundo Rodríguez Sobrino, fue uno de los implicados en conocido asunto de los ‘Panamá Papers’ que revelaron que el despacho de Mossack Fonseca le ayudó a crear una estructura de fraude a través de la empresa Igmasa Management, con sede en Andorra y que repartió millones entre Panamá, Holanda, Nueva Zelanda y Seychelles, según develó la investigación del Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación.

Cuando se hizo publica la información que lo implicaba con los Panamá Papers, en abril de 2006, la Presidenta de Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, lo cesó de forma fulminante.

Un año después, en abril de 2017, en el marco de la Operación Lezo fue capturado e ingresó en prisión, en España, por su participación en la compra fraudulenta, por parte de Inassa y Canal Extensia, en el año 2013, de la empresa brasilera Emissao S.A. A la fecha ya existen confesiones de los implicados con detalle de las comisiones ilegales que percibieron que ascendieron a 5,4 millones de dólares, y al parecer se repartieron entre los españoles Ignacio González, Edmundo Rodríguez, Luis Vicente Moro y los colombianos Ramón Navarro y Diego García.

En agosto de 2017, en una operación conjunta entre España y Colombia, la fiscalía incautó a Edmundo Rodríguez 262.000 euros que estaban escondidos en un lujoso apartamento de su propiedad del barrio de Alto Prado en Barranquilla.

Capitalización de Triple A en el año 2006

El 21 de junio de 2006 se publicó en el diario La Libertad la convocatoria de junta general extraordinaria de Triple A que se celebró el día 27 de junio de 2006 cuyos puntos principales en el orden eran: 4.- Informe del gerente sobre comunicación recibida de la International Finance Corporation (IFC), 5.- Estudio y aprobación de reforma estatutaria (aumento del capital autorizado de la sociedad) y 6.- Autorización de emisión de acciones sin sujeción al derecho de preferencia.

A la reunión no asistió el Distrito de Barranquilla y los accionistas clase B estuvieron representados por solo 15 acciones propiedad de una persona natural vinculada laboralmente a Inassa. El número de acciones representadas ascendió a 60,40% del capital social que representó el quórum menos representativo de todas las reuniones de Asamblea de Accionistas desde que se constituyó Triple A hasta la fecha, para deliberar deliberar y decidir.

En la reunión se dio lectura a la carta de recibida por la sociedad de parte de la International Finance Corporation en la qué se refiere al Informe del período trimestral que termina el 31 de marzo de 2006 aludiendo a la disminución significativa de los indicadores financieros y en consecuencia la comunicación llama la atención sobre los acuerdos de promotores para la emisión de bonos realizada por Triple A en mayo de 2003, por valor de 180.000 millones de pesos, con garantía parcial de IFC.

La solución para restaurar los niveles comprometidos en los acuerdos con IFC pasaba necesariamente por la capitalización de la sociedad.

En consecuencia se aprobó la modificación estatutaria para aumentar el capital autorizado de la sociedad hasta 100.000 millones de pesos e igualmente se aprobó la colocación de acciones a valor nominal para captar 65.000 millones de pesos.

Al cierre a 31 de diciembre de 2005 los estados financieros aprobados por la Asamblea Ordinaria de Accionistas, con informe de auditoría sin salvedades realizado por KPMG y con el dictamen del Revisor Fiscal, arrojaban un valor por acción de 4.871 pesos, muy superior al nominal de 1.000 pesos.

La situación económica del Distrito de Barranquilla impidió que suscribiera la emisión que fue por tanto suscrita en su totalidad por Inassa lo que redujo de forma contundente el porcentaje de participación y el valor del patrimonio en pesos del Distrito representado por las acciones de Triple A. En libros el Distrito perdió aproximadamente 24.000 millones de pesos la mima cantidad que en libros ganó Inassa.

El Distrito de Barranquilla por entonces presentó una demanda contra el Acuerdo de Capitalización.

Fuente: Informes anuales auditados aprobados por Asambleas de la Sociedad. Irregularidades entre los años 2012 y 2015

Hemos conocido irregularidades, que podrían calificarse como delitos de administración desleal, falsedad en documento privado y enriquecimiento ilícito de particulares, en Triple A protagonizadas por Ramón Navarro conjuntamente con Edmundo Rodríguez que consistieron en la confección de órdenes de compra de obras y servicios a favor de R&T, empresa del grupo empresarial controlado por Inassa, de forma continuada entre los años 2012 y 2015.

Los recursos extraídos de Triple A mediante esa operativa ilegal superan los $27.000 millones y los verdaderos destinatarios de esos dineros ilegales siguen ocultos.

A la aceptación de cargos, dentro del proceso adelantado por la Fiscalía, por parte de Ramón Navarro se ha sumado su propuesta de reparación que confunde a todos al negar el reconocimiento como víctima de Triple A y proponer como víctima al Distrito de Barranquilla, al tiempo que no aporta información alguna respecto de los reales beneficiarios de esos dineros.

Operación acordeón fase 1

En relación con las irregularidades que se mencionan anteriormente, la Fiscalía General de la Nación el pasado 20 de marzo de 2018, procedió a la captura de Ramón Navarro con motivo de la apropiación de $27.000 millones, por ser el presunto responsable de los delitos de enriquecimiento ilícito de particulares, en concurso heterogéneo con administración desleal y falsedad en documento privado.

La Fiscalía sumó al operativo una nota de prensa y una conferencia de prensa del Fiscal General de la Nación mezclando en la presentación los hechos aludidos con la apertura de investigación formal y citación a indagatoria a todos los gerentes y exgerentes de Inassa y de Triple A por considerar ficticio el contrato de asistencia técnica suscrito entre Inassa y Triple A el 18 de octubre de 1996.

El formato de presentación elegido por la Fiscalía ha generado una gran confusión, replicada entre los medios de comunicación desde entonces. Sin embargo, se trata de hechos distintos, con actores distintos en un espacio temporal distinto.

Contrato de asistencia técnica de Triple A

El contrato de asistencia técnica sujeto a investigación por parte de la Fiscalía fue suscrito el día 18 de octubre de 1996 en el marco del Acuerdo de Accionistas que eran en aquel momento de Triple A e Inassa en aquel momento en calidad de futuro socio de Triple A de Barranquilla.

El compromiso contractual de asistencia técnica fue trasladado a los estatutos sociales de Triple A por acuerdo unánime de la Asamblea de Accionistas del día 21 de octubre de 1996, de tal forma que el acuerdo comercial se convirtió en compromiso social obligatorio para socios y administradores.

El contrato de asistencia técnica fue suscrito antes de la vinculación de Inassa al capital de Triple A. Se trataba de un aspecto fundamental de la propuesta de vinculación como socio calificado presentada por Inassa en septiembre de 1996, que fue objeto de negociación directa con los representantes de la clase B y de la case C, suficientemente documentada en juntas directivas y asamblea de Triple A, apoyados por asesores expertos en todos los aspectos técnicos y legales y con el acompañamiento en todo el proceso de Corfivalle. La asistencia técnica está definida en el código de comercio colombiano. Así el Decreto N° 2123 de 8 de octubre de 1975 dice textualmente:

“Entiéndase por asistencia técnica la asesoría dada mediante contrato de prestación de servicios incorporales, para la utilización de conocimientos tecnológicos aplicados por medio del ejercicio de una arte o técnica. Dicha asistencia técnica comprende también el adiestramiento de personas para la aplicación de los expresados conocimientos.”

Investigando en torno al asunto de la asistencia técnica, fee operacional, coste de gerenciamiento, tasa de gestión,… todos sinónimos, hemos encontrado que es figura contractual frecuente en el comercio y que las Corporaciones Empresariales la usan desde hace décadas normalmente. Así se pueden citar algunas empresas, entre muchas, que han suscrito contratos de asistencia técnica: Empresa de Energía de Bogotá S.A. E.S.P., Suramericana S.A., Almacenes Éxito S.A., Cooperativa Médica del Valle y de profesionales de Colombia-Coomeva, Codensa S.A. E.S.P., Alpina Productos Alimenticios S.A., Comunicación Celular S.A.-Claro, Emgesa S.A. E.S.P., Aguas de Cartagena S.A. E.S.P., Aguas de la Sabana S.A. E.S.P., ASAA S.A. E.S.P., Cemex Colombia S.A., Aquaoccidente S.A. E.S.P.,…

La controversia por parte de algunos incluye comentarios acerca de la inseguridad jurídica para la inversión en Colombia y de la derogación de facto del código de comercio por decisiones de la Fiscalía General de la Nación.

Investigando la fecha de 4 de septiembre del año 2000 referido en diversas comunicaciones como la fecha de suscripción del contrato de asistencia técnica hemos podido comprobar que se trata de una actualización del acuerdo de 18 de octubre de 1996 que entre otros aspectos mejora a Triple A al eliminar el incremento en el precio previsto hasta el 5,5% a partir del 8° año, conservando a partir de esa fecha el mismo precio pactado inicialmente para los 7 primeros años del 4,5% de los recaudos efectivos de Triple A.

El futuro de Triple A

La salida para Triple A empieza por sanear las relaciones comerciales y políticas establecidas en los últimos años que han producido este escándalo tan prejudicial para la reputación de Triple A de Barranquilla.

Con seguridad, el camino para ese saneamiento empresarial de Triple A se acortaría mucho con la sola confesión de Ramón Navarro detallando quiénes han sido los beneficiarios reales de los dineros extraídos de forma ilegal entre el año 2012 y el año 2015.

La reparación propuesta por Ramón Navarro suena a encubrimiento. Es preferible que confiese quiénes eran los beneficiarios reales y que sean esos los que enfrenten la reparación. Suponemos que la lista de beneficiarios reales puede producir un escándalo político e institucional; sin embargo, eso permitirá la renovación de Triple A y quizás de parte de la actividad política.

Por otra parte, la presencia de la empresa pública española Canal de Isabel II actuando como empresario privado en Colombia ha generado esta problemática al realizar nombramientos de ejecutivos españoles sin ajustarse a ningún criterio empresarial y primar la confianza personal con los jefes políticos sobre cualquier otra consideración, lo que desafortunadamente ha situado en el año 2006 al frente del grupo Inassa, controlante de Triple A, a un personaje que devino delincuente, aprovechando la economía de una empresa vital para el desarrollo de Barranquilla.

El anunciado proceso de venta de las acciones del operador de Triple A de Barranquilla, por parte de Canal de Isabel II, debería acelerarse en la mejor forma para sanear una relación comercial torcida que afecta la reputación de una empresa bandera de Barranquilla.

Comentarios

Comentarios




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Hosting Barranquilla - El Hosting De Colombia